Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
TELEFONÍA

Los operadores multiplican sus servicios para hacer del móvil un medio de ocio

La mensajería multimedia y la descarga de aplicaciones, últimas ofertas de Amena, Telefónica y Vodafone

Ni party tecnológica, ni party de juegos. Este verano, cada sábado, SMS Party Day. Un servicio para que los jóvenes usen y abusen del pulgar los sábados a mitad de precio (Vodafone).

Se puede consultar el correo electrónico, descargar un juego o enviar un mensaje con imagen y sonido: el móvil ha dejado de ser un aparato exclusivamente para hablar. Los operadores españoles explotan los servicios para captar el gasto de los 31 millones de españoles que ya poseen un celular. Las nuevas ofertas se multiplican (en el gráfico, una selección de los servicios más atractivos).

¿Qué consume el cliente con un móvil? 'Los servicios más empleados son los relacionados con el entretenimiento, como los juegos, y los servicios de relación, como el chat. El usuario busca adaptar el móvil a sus preferencias personales, consiguiendo así una mayor identificación', explica Rafael Oviol, de Telefónica Móviles España (TME), que tiene 17,6 millones de clientes. El 15% de los ingresos de TME proceden de los servicios de datos.

Los famosos mensajes cortos, baratos y fáciles de manejar, han sentado las raíces de un árbol que no ha dejado de crecer. Salen ideas nuevas cada día. Vodafone, por ejemplo, promociona estos días Llámame que no tengo saldo, un servicio para no quedarse incomunicado. Amena ofrece la descarga de fotografías por SMS para personalizar el aparato.

La evolución tecnológica de los SMS es la mensajería multimedia (MMS), que permite el envío y la recepción de mensajes con imágenes y sonidos. Amena ya ha lanzado comercialmente estos servicios (0,15 euros por mensaje). Telefónica Móviles lo hará en breve.

Además, TME se centra en los servicios Java. 'La tendencia apunta a favorecer las descargas de modo que el usuario pueda hacerse un móvil a medida', afirma Oviol, 'los operadores están desarrollando aplicaciones no de voz que pueden ampliar las posibilidades de la telefonía móvil'.

Queda mucho por inventar. Por ejemplo, ¿qué pasa cuando un usuario pierde el móvil y con él su agenda? En Estados Unidos ofrecen desde hace meses la posibilidad de almacenar en la red la información que contiene el aparato móvil. Por cinco dólares al mes, los operadores Sprint PCS y Cingular Wireless permiten salvar los números de teléfono de su agenda en su sitio web, un servicio eficaz que no tardará en llegar a los móviles españoles.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 18 de julio de 2002