Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Julián Muñoz declara como imputado por malversación de caudales públicos

El alcalde de Marbella, Julián Muñoz, declaró ayer como imputado en el Juzgado de Instrucción número 1 de Marbella por presunta malversación de caudales públicos en el caso Olivia Valere. El PSOE acusa a Muñoz de causar un perjuicio patrimonial de más de 600.000 euros en la venta de dos parcelas públicas calificadas como zona verde en el PGOU de 1986. Muñoz rechazó los cargos y dijo que firmó el convenio porque lo avalaba un informe municipal. La parlamentaria de Los Verdes, Inmaculada Gálvez, ha pedido a la juez que impute también al secretario del ayuntamiento. También comparecieron los ediles Tomas Reñones, Javier Lendínes y Alberto García. Según la denuncia, el Ayuntamiento vendió a la promotora de la discoteca 4.000 metros cuadrados de suelo por 210.354 euros y cedió otros 11.000 a cambio de un canon anual de 6.000 euros. El perito judicial estima que la operación ha supuesto un perjuicio patrimonial superior a los 720.000 euros. El abogado del PSOE, José Carlos Aguilera, cree que 'algún miembro del gobierno tenía interés en sacar adelante el convenio, que sólo beneficiaba a Valere'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 1 de junio de 2002