Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 38% de las consultas en las oficinas de ayuda a las víctimas son anónimas

La cifra de usuarios que acude a alguna de las cuatro oficinas de Ayuda a las Víctimas del Delito de la Comunidad se ha incrementado un 110% desde que este servicio empezó a funcionar en 1994. Las consultas han crecido de forma sostenida pero constante desde las 5.188 registradas en 1994 hasta las 10.904 del año pasado, según datos oficiales hechos públicos ayer.

La información referente al año 2001 de estas oficinas indica que el 38,63% de los usuarios que utilizó este servicio prefiere mantener el anonimato. El 32,69%, asimismo, el usuario es un conocido de la víctima y en un 15,65% de los casos es el cónyugue quien utiliza los servicios de estas oficinas.

En la mayor parte de los casos, un 81%, las consultas a estas oficinas de ayuda buscan información sobre los derechos de las víctimas, mientras que la redacción de denuncias supone el 18,46% restante.

Las cuestiones civiles, por otro lado, centran el 24,7% de las consultas. Las faltas por injuria leve, por imprudencia y los casos de maltrato físico completan, por este orden, las consultas solicitadas a través de estos centros de ayuda. Y por lo que a los casos asistenciales se refiere, algo más del 32% corresponden a faltas por imprudencias, un 8,6% a maltratos físicos y un 5,22% a amenazas leves.

Los juzgados de guardia son en siete de cada diez casos, los organismos que remiten a las oficinas de Ayuda a las Víctimas de Delito. La policía local de los diferentes municipios, en un 13,39% de los casos, y la información de un conocido que ha utilizado con anterioridad este servicio (8,6%) también informan de esta posibilidad.

El año pasado, la oficina de Alicante fue la que atendió más consultas, algo más de 5.000, aunque éstas disminuyeron en comparación con el año anterior. Tras ellas, la de Valencia contabilizó 3.435 consultas, 2.009 la de Castellón y 423 la de Elche. En las cifras del año pasado destaca el incremento de las consultas en esta última localidad, que registró un aumento del 108% en comparación con las cifras de 2000.

El consejero de Justicia y Administraciones Públicas, Carlos González Cepeda, anunció ayer la apertura de tres nuevas oficinas de Ayuda a la Víctima de Delito en Xàtiva, Orihuela y Vinaròs. González Cepeda recordó que estas oficinas prestan a las víctimas de 'cualquier delito' orientación jurídica, mediación con el autor del delito y asistencia social de forma 'inmediata y gratuita'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 9 de abril de 2002