Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Acontecimientos ocurridos en el aeropuerto de Barajas

Siendo las 22.35 del día 2 de febrero de 2002, nos encontrábamos aproximadamente 320 personas aguardando el embarque del vuelo 1131, Aerolíneas Argentinas, desde Barajas, Madrid, a Ezeiza, Buenos Aires (puerta B22). Don Carlos Ruckauf, actualmente canciller, esperando embarcar en el mismo vuelo, se hizo presente entre nosotros. Al ser catalogado por un pasajero como ladrón y corrupto, respondió con la señal de fuck you (dedo mayor erguido y el resto cerrados, formando un puño), e ingresó a un negocio de revistas. Una mujer que lo acompañaba se detuvo y respondió '¡Ladrones! ¿Ustedes, de qué se quejan?', dirigiéndose a todos los argentinos que hacíamos fila. Uno de los pasajeros contestó que 'nos da vergüenza viajar en el mismo avión que usted, con lo que el canciller, que representa al Estado argentino, salió del negocio y respondió: 'Entonces, tomate otro, ¡payaso!'.

Luego de esta respuesta, y ante el malestar evidente de las personas que allí estábamos por esta pobrísima actitud de un representante de nuestro Estado, el canciller ingresó en el negocio y se bajaron las persianas del mismo.

Los abajo firmantes queremos dejar constancia de nuestra indignación por la actitud de nuestro canciller, y al estar él representando oficialmente a nuestro Estado argentino, sentimos que éste nos considera payasos y ladrones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 12 de febrero de 2002