Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ayuntamiento de Almería contará con un presupuesto de 21.000 millones

El alcalde de Almería, el socialista Santiago Martínez Cabrejas, anunció ayer que el Ayuntamiento contará para el próximo año con más de 21.000 millones de pesetas de presupuesto. Entre las prioridades que destacó el alcalde destacan las inversiones vinculadas a los Juegos del Mediterráneo de 2005, el mantenimiento de la ciudad y la gestión municipal. El gasto corriente, según el alcalde, no sube ni una peseta con respecto al año anterior.

El área de Obras Públicas incrementará su atención a la barriadas y a los colegios de primaria en los que no se ha invertido en los últimos años. 'Las labores de mantenimiento de la ciudad y la gestión municipal de los barrios tienen que ser continuadas y agresivas. Existen zonas como Rambla Lechuga en El Alquián que, desde la transición, no tenían las infraestructuras básicas y sus plazas y jardines están absolutamente deteriorados', expuso el alcalde.

Las mayores inversiones previstas serán partidas plurianuales que no irán reflejadas íntegramente en un solo presupuesto. Las obras de abastecimiento de agua al levante del municipio, la desalinizadora -cuya entrada en funcionamiento se prevé para el segundo semestre de 2002-, las aportaciones municipales a la urbanización de El Toyo y las inversiones en el área comercial abierta son algunos de los grandes proyectos de la ciudad que han motivado la 'demora' en la confección del presupuesto. 'Tenemos una interdependencia con otras administraciones públicas. Si lo hubiésemos hecho en noviembre, no se habrían reflejado datos que hemos conocido ahora', dijo el alcalde en respuesta a las acusaciones del portavoz del PP, Juan Megino, que asegura que el retraso de las cuentas supone un 'incumplimiento legal por tercer año consecutivo'. 'No es bueno que alguien que ha sido alcalde', continuó Martínez Cabrejas en alusión a Megino, 'emplee esos criterios'. 'Él hacía sus propios presupuestos por libre, sin pactar con la Junta ni con el Gobierno central', zanjó.

Estabilidad

Sobre la estabilidad del gobierno compartido con IU, el primer edil se mostró rotundo: 'Es muy buena, aunque le pese a alguien, y de gran lealtad política. Entiendo que he ganado amistad personal'.

El alcalde negó una aportación del 12% del presupuesto al área de Cultura -uno de los compromisos solicitados por IU en el pacto de gobierno con el PSOE- como consecuencia del incremento cero del gasto corriente, si bien anunció convenios y subvenciones 'que reforzarán la acción cultural y social de la ciudad'.

El balance político del año, además de positivo, fue calificado por el primer edil de 'generoso', ya que la mayor parte de los proyectos para los que el actual equipo de gobierno trabaja trascenderán a 'otros' gobiernos municipales. Finalmente, el alcalde fijó tres prioridades: una oferta turística de calidad, el parque tecnológico y un polígono industrial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 6 de diciembre de 2001