Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Enseñanza deberá enfrentarse a las demandas de los profesores perjudicados

La política de profesorado del Departamento de Enseñanza ha recibido un severo varapalo de la justicia. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 5 de Barcelona ha declarado nula la resolución de la directora general de Recursos Humanos, Mercè Tarradellas, en la que dictaba las instrucciones para este curso sobre los desplazamientos forzosos para la modificación de plantillas de centros públicos de infantil y primaria, y sobre asignación de destinos provisionales a los maestros y al profesorado de religión.

La sentencia, dictada por la juez Sonia Martín Albá, da la razón a los sindicatos USTEC, CC OO y UGT, que presentaron recurso por considerar que el departamento, al hacer nombramientos 'a dedo', se saltaba sus propias normas y los principios básicos que rigen la función pública: los de capacidad, mérito e igualdad de oportunidades. Según la sentencia, la directora general 'no goza de potestad normativa' para ello.

La juez desestima también el argumento de que los nombramientos de profesores interinos no entrarían dentro de los principios que rigen en la función pública. Según la sentencia, estos principios se aplican al 'acceso a la función pública', tanto si se trata de funcionarios como si no.

'Es una derrota judicial en toda regla para Enseñanza y más concretamente del modelo de gestión neoliberal que pretendía imponer', dijo ayer Carles Martínez, portavoz de USTEC.

La juez declara nula la resolución por 'no ajustarse a derecho', lo que significa que los nombramientos que se derivan son también nulos. Expertos consultados por este periódico, sin embargo, señalan que, atendiendo al interés general, la juez puede dejar las cosas como están hasta que acabe el curso.

Enseñanza, además de cambiar los criterios, deberá enfrentarse a las reclamaciones y demandas de quienes se hayan sentido perjudicados por el sistema ahora anulado por los tribunales. Según fuentes sindicales, ha habido muchos maestros y profesores perjudicados, 'desde el interino que este año se ha quedado sin trabajar hasta el maestro o profesor funcionario que ha sido trasladado y ha tenido que desplazarse lejos de su casa porque otro sin los méritos legales le ha pasado delante'. Todos ellos podrían pedir una indemnización. USTEC anunció ayer que canalizará las posibles reclamaciones.

Ésta es la primera sentencia sobre la cuestión, a la que seguirán otras los próximos días. A principio de curso los sindicatos incluso presentaron una querella criminal por prevaricación, que el juez desestimó por considerar que ésta no era la vía.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 21 de noviembre de 2001