Crónica:MOTOCICLISMO | Gran Premio de la Comunidad ValencianaCrónica
i

Elías y Pedrosa dan la cara

Los dos pilotos españoles encendieron a la afición y acabaron segundo y tercero, respectivamente, pero la victoria fue para Poggiali

Faltó sólo un metro. Manuel Poggiali (Gilera), el piloto de San Marino convertido en único obstáculo entre Toni Elías (Honda) y el título mundial de 125cc, impidió en el sprint final que el muchacho de Manresa conquistara su primer triunfo en casa y culminase una carrera electrizante que puso en pie a los 120.000 espectadores que asistieron al Gran Premio de la Comunidad Valenciana. El enfado de Elías, que sigue líder del Mundial y a falta de cuatro carreras le lleva ocho puntos de ventaja a Poggiali, se atenuó cuando descubrió a su lado, en el podio, a su compañero Dani Pedrosa (Honda), que a los 15 años visitó el cajón por primera vez al acabar tercero.

Elías, empujado por un público ruidoso y entregado, peleó por la victoria y llegó a tenerla muy cerca, pero en la última recta no pudo contener el ataque de su rival. Fue el principal protagonista de una de las mejores carreras del año. Un total de 10 pilotos viajaron juntos a lo largo de las 25 vueltas del recorrido, intercambiándose las posiciones en cada curva y sucediéndose en el liderato. El cielo amenazante obligaba a estar delante por si la lluvia terminaba la carrera de forma prematura, y todos querían estar bien colocados.

Más información

Por suerte, el agua esperó justo hasta la bandera de cuadros. Así hizo posible un espectáculo entretenido con un desenlace casi perfecto. Elías se jugó su suerte en la última vuelta con su estilo habitual. Nada de conservar, nada de pensar en los puntos para el campeonato. A por todas, para complacer al público y para demostrar, una vez más, que es el número uno.

Tras un par de maniobras arriesgadas se colocó al frente de la fila y abordó la última curva en primera posición. El italiano Simone Sanna (Aprilia), uno de los que tienen cuentas pendientes con el joven español, intentó pasarle por un lado; el japonés Youichi Ui (Derbi) probó por el otro; Toni para defenderse tuvo que cortar gas; y Poggiali, el único que no había estado líder en ningún momento, vino desde atrás para aprovechar la situación, ganar su segundo gran premio consecutivo y poner el Mundial aún más emocionante de lo que estaba.

Pedrosa, por su parte, también se benefició del lío de la última curva para celebrar su primera gran alegría. Lleva sólo 12 grandes premios y ya se codea con los mejores. Salió como un disparo y durante toda la carrera se mantuvo en el grupo de cabeza, primero intentando ayudar a su amigo Toni y más tarde defendiendo con éxito su propio resultado. El doblete de los pitufos de Alberto Puig, algo que no se conocía en 125cc desde hacía mucho tiempo, augura muchas más tardes de gloria. De entrada, ayer fue la primera vez que pilotos españoles estuvieron en el podio de las tres cilindradas (125, 250 y 500cc) el mismo día.

'Estoy cabreado porque se me ha escapado la victoria aquí, delante de mi afición, y me hacía mucha ilusión conseguirla', se lamentó Elías. 'Pero sigo líder del campeonato y eso es lo más importante. Quedan cuatro carreras y vamos a tener que pelear hasta el final'. A su lado, Pedrosa estaba como en una nube. No sabía qué hacer ni qué decir. 'Es increíble que esto me esté pasando en mi primera temporada en el Mundial', comentó. Su intención a partir de ahora es ayudar a su colega a conquistar el título. La siguiente cita entre Toni y Poggiali será el GP del Pacífico (Japón), el 7 de octubre.

Por esa fecha, puede que también se haya aclarado algo más el panorama de Elías de cara a la próxima temporada. En estos momentos, es prácticamente seguro su paso a 250cc, tanto si es campeón como si no, pero está en el aire si lo hará con una Honda o con una Aprilia. La marca italiana, que también se ha asegurado a Àlex Crivillé en 500, tiene más posibilidades de contar con él y sus compañeros, ya que Honda apostará por Emilio Alzamora en 250.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 23 de septiembre de 2001.

Lo más visto en...

Top 50