Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
REPORTAJE

Por el valle de Zeberio

Alrededor de Santo Tomás de Elorrieta se dispersa un laberinto de barrios, con antiguos balnearios, caseríos y ermitas

Zeberio está considerado como un municipio, pero sobre todo es un valle; es decir, que la denominación administrativa llega mucho después de que se establezca un hábitat en esta zona hoy privilegiada de Vizcaya. Ubicado entre el valle de Arratia y Miravalles, estos 45 kilómetros cuadrados que corresponden a Zeberio mantienen todavía el sabor de la Vizcaya rural, a pesar de su cercanía a Bilbao.

Por eso, lo mejor es adentrarse por la cabecera del valle, y seguir el recorrido del río que da nombre a la cañada. El acceso, desde la localidad de Artea, tras pasar el Archivo del Nacionalismo Vasco, supone la inmersión en los bosques de pino insignis (que, afortunadamente, se van complementando con repoblaciones de árboles autóctonos) que acompañarán todo el recorrido. El primer barrio que aparece es el de Ugarte, parada agradable que anuncia lo que irá ofreciendo el valle: caseríos centenarios, con una construcción peculiar que indica su uso fundamentalmente ganadero, con fachadas teñidas de añil; alternancia de prados con pequeñas explotaciones frutales, y esas carreteras más que locales que invitan a su paseo sobre todo en verano.

Porque, sobre todo, Zeberio es un laberinto. La moderna señalización de barrios y caseríos confirma esa red de caminos (la mayoría de ellos ya asfaltados) que une y vincula las principales localidades que jalonan la carretera que cruza el valle. Así que pronto se deduce que es imposible en una jornada, ni siquiera en una semana, descubrir todos los rincones habitados del lugar.

Pasado ese primer cruce de Ugarte, van llegando otros que llevan a Barañano o Ibarrondo, hasta que aparece el primer núcleo importante del municipio, Ermitabarri, junto a Olabarrieta, verdadero centro religioso y origen de la referencia que tenía toda la zona cuando existían las anteiglesias. En estos días, se está restaurando el templo que da nombre al primer barrio, ubicado a la sombra que ofrece Santo Tomás de Olabarrieta, principal iglesia de un valle que llegó a tener hasta una quincena.

Se trata de un templo de una sola planta, ubicada sobre un altozano, que le da una espectacularidad que se confirma en su interior con unas cuidadas bóvedas de crucería. Es una buena introducción para seguir por otras de las iglesias de la localidad, como la ermita de Andra Mari, en plena montaña, el humilladero de San Antonio, o la ermita de la Santa Cruz, que cuenta con una populosa fiesta, más que bien organizada, que motiva todos los años la publicación de un pequeño folleto que recoge anécdotas históricas.

Pero antes de seguir la ruta de los templos, hay que hacer una parada en la de los balnearios. Zeberio tuvo fama a principios del siglo pasado por las aguas sulfurosas y saladas que manaban de sus montes. Más de un barrio habilitó pequeñas casas de baños, llamadas un poco pomposamente balnearios, que perdieron su uso con el abandono de la hidroterapia. Una buena muestra se halla en el barrio de Gezala, hasta el que se puede llegar andando desde Ermitabarri.

A la sombra del Upo, Zeberio tiene su centro en el barrio de Zubialde, donde se acaba el encanto rural y comienza a aparecer la presencia industrial con el colofón que es la desembocadura del río que le da nombre en el Nervión. El humo y la polución indican definitivamente que ha concluido el itinerario previsto.

Datos prácticos

Cómo llegar: El valle de Zeberio está recorrido por una carretera local, la BI-3524, que une las localidades de Miravalles y Artea. La primera es el enlace más corto con la capital vizcaína, por la A-68 o la BI-625; la segunda puede ser un buen acceso desde Vitoria, por el puerto de Barazar. Desde San Sebastián, hay que acercarse por la A-8 hasta casi Bilbao y optar por las salidas en Amorebieta, Galdakao o Arrigorriaga. Alojamiento: Zeberio cuenta con un establecimiento de turismo rural, Olalde, situado en el barrio de Gezala (tel. 94 6482455). Además hay un hotel, Artanda (94 6481208). Otros locales de turismo rural en el valle de Arratia son, por ejemplo, Altzuste (94 6739170) y Amalau en Zeanuri (94 6317179);o Etxeluzea (94 6610171) y Garai (94 6330506), ya en Orozko. Comer: Repartidos por todo el valle hay un buen número de restaurantes, entre los que se encuentran, además del Artanda, la Taberna Zaharra, situada en el barrio de Ermitaberri (94 6481991), el Solatxi (94 6481023), Olatxu Taberna (94 6480827) o el Batzoki (94 6480313). Ya en Miravalles, se puede acudir al Guria (94 6480034) o al Patxi (94 6480178).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 8 de septiembre de 2001

Más información