Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dolor y emoción en el entierro del agente Luis Ortiz

El policía Luis Ortiz de la Rosa, de 33 años, asesinado por ETA el martes en el barrio madrileño de Aluche, fue enterrado ayer en San Martín de Valdeiglesias (Madrid), localidad natal de su viuda. El cadáver fue velado durante toda la noche por familiares, amigos y compañeros del fallecido en la capilla ardiente instalada en la Delegación del Gobierno. La mujer del asesinado, que tiene un bebé de 17 meses, recibió el pésame del presidente del Gobierno, José María Aznar, quien impuso sobre el féretro la medalla de honor al mérito policial, concedida a título póstumo. A la salida del ataúd de la capilla ardiente se vivieron momentos de tensión y dolor e incluso la madre del fallecido sufrió un desmayo. En la foto, traslado del féretro desde la iglesia de San Martín de Valdeiglesias al cementerio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de julio de 2001