Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Discrepancias sindicales

La crispada situación del sistema financiero andaluz y, más concretamente, el proyecto de fusión de El Monte y Caja San Fernando, ha provocado controversia incluso entre los sindicatos mayoritarios, UGT y CC OO, acostumbrados a la unidad de acción en la mayor parte de los asuntos laborales de la economía andaluza.

Los representantes de UGT (en Caja San Fernando) y CC OO (El Monte) votaron en contra del proyecto de fusión de las dos cajas por la falta de acuerdo laboral. Pero ahí acaban las coincidencias. UGT ha dejado la mesa laboral con las direcciones de las cajas por entender que se minusvalora su representación a favor de CC OO, que junto a CGT, ha seguido las negociaciones con las cajas. En los últimos años, la posición de UGT como representante mayoritario en Caja San Fernando ha sido mucho más indigesta para el presidente de la entidad, Juan Manuel López Benjumea, que la postura de CC OO en El Monte, donde Isidoro Beneroso disfruta de una paz social evidente, apoyado en un plan de jubilaciones mucho más potente. Y esas distintas relaciones se han trasladado a lo sucedido en los últimos meses.

MÁS INFORMACIÓN

UGT mantiene desde hace meses que los presidentes de El Monte y Caja San Fernando debían culminar la renovación de cargos antes de iniciar cualquier fusión y no ha tenido empacho en apoyar la postura del PSOE en los últimos tiempos tanto en el Consejo de Administración como en la Comisión de Control. El representante de CC OO, sin embargo, se declaró 'incompetente' para informar de la suspensión de la renovación de cargos en la Comisión de Control de El Monte y colaboró a echar por tierra la propuesta socialista que exigía la reactivación del proceso en cumplimiento de la ley.

Comisiones Obreras, incluso, se ha sumado a una petición de la patronal para que el Banco de España tutele el proceso de fusión ante la intención de la Junta de forzar la reactivación de las elecciones internas. Eso sí, en lo que ambos sindicatos coinciden es en sus críticas a las inversiones inmobiliarias que han desarrollado las dos cajas en los últimos años.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 11 de junio de 2001