Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

'Una necesidad para la protección eficaz de los menores'

Para Ramón Sáez, vocal del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), los puntos de encuentro son 'una necesidad para los jueces de Familia a la hora de lograr una protección eficaz de los menores, ya que posibilitan espacios neutrales fuera del ámbito judicial y atendidos por personas especializadas que ayudan a los padres a gestionar los conflictos'.

El presidente de la Asociación Española de Abogados de Familia, Luis Zarraluqui, se queja de las 'renuencias' y de la lentitud de las administraciones.

'La medida es de una efectividad extraordinaria, y sus beneficiarios son los niños, lo cual indica que es una inversión de futuro. Pero al no depender de la Administración de Justicia, sino de las administraciones, nos encontramos con la dificultad de concienciarlas y agilizar la extensión del recurso', se lamenta.

Pero las funciones del punto de encuentro son más amplias. También se utilizan para visitas tuteladas de padres y madres a los que les ha sido retirada temporalmente la custodia de sus hijos, y para que los padres que han sido denunciados por maltratar a sus parejas puedan tratar de mantener una relación con los hijos sin peligro de que el padre localice a la madre.

En este último uso está más especializado el centro de Sevilla, aunque en Málaga el convenio con la Junta se firmó precisamente para poder ofrecer este tipo de servicios, y de hecho actualmente se prestan también.

Sin embargo, al ser aún una experiencia piloto, todas las partes empeñadas en su generalización encuentran aún muchas deficiencias.

En 1998, se firmó un acuerdo que establece para las distintas administraciones una acción coordinada y global complementada con recomendaciones, directrices e instrucciones, con el objetivo de mejorar y hacer más eficaz la acción pública en casos de maltrato. A este procedimiento, están acogidos un gran número de pueblos de la provincia, que además tienen constituida una comisión de seguimiento de casos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de febrero de 2001