Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los padres de los niños prematuros del hospital Santa Cristina, alarmados por el inminente cierre de la unidad

Los padres de los niños tratados en la unidad de atención temprana de neonatología del hospital Santa Cristina se muestran alarmados ante la falta de noticias del Insalud, que no les ha comunicado dónde proseguirán los pequeños su recuperación ante la inminente reforma que sufrirán sus instalaciones. El próximo 1 de mayo, el centro se convertirá en un hospital general quirúrgico de enfermos agudos (véase EL PAÍS del 25 de enero). Por ello, los padres de los pequeños han enviado una carta al gerente del hospital Santa Cristina, Ignacio Fernández de Sousa, en la que reclaman información sobre la situación en que quedarán sus hijos. 'No hay que olvidar que estamos hablando de niños con problemas muy importantes e interrumpir la terapia que siguen en estos momentos puede traer consecuencias muy graves y daños irreversibles para estos niños en su desarrollo', advierten.

Los padres recalcan que no sólo les preocupa el lugar donde deberán acudir los pequeños, sino también la posible desaparición de la unidad, que tiene un carácter integral. 'La magnífica evolución que tienen nuestros hijos se debe a la profesionalidad, motivación y coordinación de los componentes de la unidad de atención temprana del hospital Santa Cristina, y por ello creemos que sería contraproducente para estos niños cambiar este equipo por otro. Además sabemos que el número de equipos de estas características en España es muy escaso, y en Madrid es el único que hay', dicen en su escrito. Los padres han enviado una copia de esta carta a Javier Urra, Defensor del Menor.

La unidad de atención temprana se creó hace 25 años en el hospital Santa Cristina y, según los datos oficiales facilitados por el centro, atiende alrededor de 9.000 consultas al año. Ignacio Fernández de Sousa confirmó a este periódico en los últimos días del mes de enero la disolución de la unidad. 'En los nuevos planes del centro médico no se prevé este servicio, porque el hospital cambia su uso para convertirse en un centro quirúrgico para enfermos agudos. Eso no significa que la unidad desaparezca como tal, sólo que en nuestro proyecto no hay sitio para ella', dijo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 18 de febrero de 2001