Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP de Amposta declara no grato al líder del partido en Tarragona

El presidente provincial del PP en Tarragona, el tortosino Carles Curto, fue declarado el viernes persona no grata por los militantes de su mismo partido en Amposta (Montsià). Este anuncio se produjo durante una conferencia de prensa en la que estuvieron presentes una decena de los 60 militantes que tiene el partido en la población.

El único concejal del PP en Amposta, Ramon Chordà, aseguró que se trata de un acuerdo 'unánime' de todos los militantes. Según dijo, la decisión se ha tomado ante los 'graves insultos' proferidos por Curto y sus actitudes 'antidemocráticas y autoritarias'. 'A partir de ahora [a Curto], no lo reconocemos como presidente', afirmó.

El presidente del PP de Tarragona se ha enfrentado con la agrupación de Amposta a raíz de la renovación de las juntas comarcales del partido en el Montsià y el Baix Ebre. Chordà promovió una candidatura alternativa a la oficial, pero afirma que la dirección provincial le puso tantas dificultades que no pudo llegar a formalizarla. Curto rechaza las acusaciones y asegura que las elecciones internas fueron democráticas.

El de Amposta es el segundo frente que se ha abierto en las comarcas del Ebro contra el presidente provincial. A principios de mes, la mayoría de dirigentes del PP de L'Aldea (Baix Ebre) exigieron la dimisión de Curto y del responsable del partido en esta localidad, Arnaldo Royo, un hombre de la confianza de Curto. Los militantes del PP en L'Aldea reprochan a Royo 'un servilismo absoluto hacia el alcalde' y que desdeñe las directrices de la junta local del partido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 18 de febrero de 2001