Los zapatistas despiden el mandato de Zedillo como "una larga pesadilla"

Mudo desde el triunfo electoral de Vicente Fox, el subcomandante Marcos arremetió la noche del miércoles contra el mandato de Ernesto Zedillo, que calificó de "una larga pesadilla". El nuevo presidente mexicano anunciará después de la investidura de hoy una iniciativa para solucionar pacíficamente la insurreccción zapatista de enero de 1994 en el Estado de Chiapas, una rebelión que apenas tiene efectos en el curso de los acontecimientos nacionales pero impide la normalización política del país.El jefe del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) ha convocado para mañana una rueda de prensa en su cuartel general de la selva Lacandona al objeto de informar sobre su posición respecto a la nueva Administración de México y sobre "la situación que guarda la guerra en el sureste mexicano". El diálogo entre las partes quedó interrumpido por desacuerdos sobre el contenido de los acuerdos de San Andrés sobre derechos indígenas firmado por delegados del Gobierno y de los zapatistas en 1996. El EZLN argumenta que el Ejecutivo incumplió el documento y el Gobierno de Zedillo lo niega.

Estado pobre

La correlación de fuerzas cambió en México desde julio, y ese factor puede ayudar en el nuevo proceso de negociaciones. El Partido Revolucionario Institucional (PRI), que gobernaba Chiapas desde hace décadas, fue desbancado en las elecciones de agosto por una coalición del conservador Partido Acción Nacional (PAN), al que pertenece Fox, y el Partido de la Revolución Democrática (PRD), de centroizquierda, donde milita el nuevo gobernador de uno de los Estados más pobres de México.La lectura de los seis años de mandato saliente, en carta dirigida al presidente Zedillo, fue catastrofista: "Ha sido una larga pesadilla para millones de mexicanos y mexicanas: magnicidios, crisis económica, empobrecimiento masivo, venta de la soberanía nacional, inseguridad pública, estrechamiento de ligas entre el Gobierno y el crimen organizado, corrupción, irresponsabilidad, guerra... y chistes mal contados". El subcomandante dice al jefe de Gobierno que "pudiendo elegir entre la paz y la guerra, usted optó por la guerra. Los resultados de esta elección están a la vista: usted perdió la guerra. Usted hizo todo lo que pudo para destruirnos. Nosotros sólo resistimos. Usted se va al exilio, nosotros resistimos".

Fox eligió al veterano político Luis Álvarez comisionado para la paz en Chiapas, nombramiento bien recibido al ser un ex senador y ex miembro de la Comisión de Concordia y Pacificación (Cocopa), integrada por miembros de los partidos parlamentarios. Esa comisión redactó los acuerdos cuyo cumplimiento, sin revisiones, exigen los zapatistas. El Ejecutivo de Zedillo consideró que incorporarlos a la Constitución tal como estaban redactados podía llevar a reclamaciones independentistas. De los 100 millones de mexicanos, diez millones son indígenas.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS