Los socialistas quieren que Piqué y Trillo respondan sobre el 'Tireless'

Problemas en seis naves

Más información
El PSOE denuncia que el Gobierno rehúye someterse al control de comisiones del Congreso

El PSOE ha quedado insatisfecho con el confuso informe que el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) ha elaborado sobre el submarino nuclear británico Tireless, varado en Gibraltar desde hace casi seis meses. Para obtener explicaciones adicionales, el grupo socialista pedirá hoy la comparecencia en sus comisiones del Congreso de los ministros de Exteriores, Josep Piqué, y Defensa, Federico Trillo.El pasado lunes, el CSN hizo público un informe (disponible en www.csn.es) en el que asegura que no hay riesgo alguno de contaminación radiactiva en la zona del Campo de Gibraltar, en donde viven unas 300.000 personas, aunque señala que la reactivación del reactor después de la reparación sí le inspira preocupación.

El PSOE considera que el informe "ha sido fabricado en función de las necesidades del propio Gobierno". Los socialistas se sorprenden de que los científicos del Consejo sólo dispongan de las conclusiones que les han suministrado los británicos y no de las pruebas de laboratorio y de las fotografías con las que cuenta la Royal Navy para elaborar sus informes.

Los socialistas reprochan además al Ejecutivo el haber renunciado a pedir que sus técnicos lleven a cabo una verificación sobre el terreno con el consiguiente acceso al submarino.

Los socialistas estuvieron sopesando reclamar la presencia del propio José María Aznar ante el Congreso para esclarecer algo este caso. Esta idea le sirve de ejemplo al PP para intentar defenderse de los ataques de obstrucción que recibe del PSOE al señalar que hace mal sus planteamientos de control en la Cámara porque no es Aznar la persona más adecuada para responder sobre ese tipo de asuntos.

Seis de los doce submarinos nucleares retirados por el Almirantazgo británico presentan "señales de problemas" y habrá que examinarlos más a fondo, aunque "no presentan ningún riesgo", mientras que otros cinco se encuentran en perfecto estado, confirmó ayer el Ministerio británico de Defensa.Estos sumergibles fueron puestos fuera de circulación a finales de octubre para ser inspeccionados por si alguno tenía un defecto similar al que causó la avería del Tireless.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS