Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA OFENSIVA DE ETA

El juez deja libre a un manifestante que grababa en vídeo a policías de la Audiencia Nacional

El juzgado de guardia de la Audiencia Nacional investigará si las grabaciones de vídeo efectuadas por un manifestante de los policías y periodistas que trabajan en la Audiencia pueden ser constitutivas de delito. El incidente se saldó con el interrogatorio del manifestante, que formaba parte de un grupo de apoyo a detenidos en el País Vasco, la apertura de unas diligencias indeterminadas sobre el hecho y la confiscación de la cinta de vídeo. Los jueces de instrucción iniciaron ayer los interrogatorios a varios detenidos de los últimos días por actos de violencia callejera.

La unidad policial destinada en la Audiencia Nacional requirió en la mañana de ayer a un joven que, desde un grupo de apoyo a detenidos por actos de violencia callejera, efectuaba filmaciones con una cámara doméstica. Interrogado por los agentes, el manifestante indicó que trabajaba para una televisión local vasca, pero al pedirle el carné de prensa, dijo que lo había olvidado.Trasladado a las dependencias de la Audiencia, la policía tomó su filiación, que responde a las iniciales J. A. O., de 25 años, y le requisó la cinta pero le devolvió la cámara.

La policía remitió la cinta y el acta al juez Juan del Olmo, de guardia ayer en la Audiencia Nacional. Mientras tanto, el joven regresó con la cámara al grupo de apoyo a los detenidos, integrado por medio centenar de personas que exhibían ikurriñas. Según fuentes policiales, en la cinta aparecen grabados primeros planos de los rostros de policías que vigilan el exterior del edificio así como imágenes de algunos periodistas que ayer cubrían el desarrollo de los interrogatorios en la Audiencia Nacional.

Minutos más tarde, la policía volvió a llamar al manifestante para que les entregase la cámara, que estuvieron examinando para comprobar -siempre según fuentes policiales- si ésta disponía de algún dispositivo de memoria que mantuviese grabadas las imágenes y permitiese recuperarlas. Efectuadas las comprobaciones, le devolvieron la cámara y quedó libre.

Fuentes de la Audiencia indicaron que la fiscalía visionará la cinta para comprobar si es constitutiva de un delito de colaboración con banda armada.

Por otra parte, el juez de la Audiencia Nacional Carlos Dívar notificó al supuesto etarra Esteban Murillo la conclusión del sumario en el que está procesado por su presunta participación en el asesinato del policía Ángel Postigo, en junio de 1980. Murillo fue extraditado por Holanda el pasado 27 de julio.

Por otra parte, el juez Juan del Olmo decretó a primera horas de la tarde la prisión incondicional de los primos Eneko Zestao Aranibar, de 21 años, y Xabier Renero Aranibar, de 18, acusados de intentar colocar un artefacto explosivo en un cajero automático de Pamplona. Asimismo, el juez decretó prisión eludible con fianza de tres millones de pesetas para los jóvenes Jon Carro, Óscar Julián Amaro y Asier Gómez por la quema de un autobús el pasao sábado en Bilbao.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 18 de agosto de 2000

Más información

  • Ingresan en prisión incondicional dos detenidos que intentaron volar un cajero