Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Gente

VODKA ANTIRREVOLUCIONARIO

Una botella ofende al CheLourdes Gómez

El retrato del Che Guevara, con boina, melenas y mirada desafiante, es una imagen clavada en la memoria de revolucionarios y reaccionarios. Es una imagen que ha recorrido el mundo en posters, camisetas, calendarios, chapas y pegatinas a lo largo de cuarenta años, convirtiéndose en emblema. La imagen reaparece ahora de nuevo, manipulada por una agencia de publicidad, en la campaña del vodka Smirnoff. Pero el autor de la mítica fotografía, el cubano Alberto Korda, ha dicho basta ya. "A Korda le parece una ofensa a la memoria inmortal del Che. Un insulto", dice Stephen Wilkinson, representante del fotógrafo en Londres. Apoyado por la Campaña de Solidaridad con Cuba, Korda demanda a las agencias Lowe Lintas y Rex Features por uso indebido y manipulación de la imagen que tomó con su cámara el 5 de marzo de 1960 y que se convirtió en bandera de toda una generación. El fotógrafo reclama su derecho de propiedad sobre la imagen y exige indemnización por los daños causados. "Korda nunca hubiera dado permiso para reproducir su foto en un anuncio de un alcohol. El Che era abstemio", advierte Wilkinson. Los demandados parecen dispuesto a acudir ante el juez en una vista que esta previsto que comience en Londres el mes próximo. "Si no hay acuerdo previo nos veremos en el tribunal", señala el representante británico acerca de un pleito destinado, indirectamente, afirma, a "difundir un mensaje de respeto a la memoria del Che Guevara por todo el mundo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 9 de agosto de 2000