Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Condenada al derribo la discoteca Radical

El Ayuntamiento de Alcalá de Henares abrió ayer un expediente de demolición a la discoteca Radical por carecer de licencia (aunque lleva diez años funcionando). La sala, donde se han producido varios sucesos violentos en los últimos meses, no es legalizable porque está situada en suelo industrial, según el edil de Urbanismo, Javier Ocaña. Unas obras de ampliación de la discoteca llevaron al Ayuntamiento a decidir su demolición: "No sabemos qué querían hacer, pero sí que no tenían licencia para esas obras. En unos folletos, Radical anunciaba la creación de un nuevo espacio, que incluía una carpa con capacidad para 12.000 personas", explicó Ocaña. "Una vez allí, inspeccionamos el resto del complejo, que tiene unos 600 metros de planta, y decidimos iniciar el expediente de demolición".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 27 de abril de 2000