Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía atribuye a un robo el móvil del crimen del ecuatoriano en Carabanchel

La muerte de José Luis Torres Shonana, un transexual ecuatoriano de 42 años que ejercía la prostitución en el polígono industrial de Villaverde, se debió a un robo, según aseguraron ayer fuentes policiales.El cadáver de José Luis fue hallado el pasado lunes en su domicilio de la calle de Eduardo Morales número 35, en Carabanchel, donde vivía de alquiler. Había sido degollado. La casa se encontraba completamente revuelta y la puerta no había sido forzada. Cuando lo encontraron, José Luis llevaba varias horas muerto, según la policía.

El propietario de la vivienda fue quien descubrió el cadáver. Acudió hasta la casa alertado por las constantes quejas de los vecinos por el alto volumen de la música. Al entrar se encontró con la macabra escena.

Los vecinos del edificio afirmaron ayer que no tenían ningún trato personal con la víctima. "Solía encontrármelo por las escaleras y nos saludábamos, pero nada más", contó una mujer residente en el inmueble. Algunos afirmaron que con "bastante frecuencia" veían entrar y salir a muchas personas del piso que ocupaba José Luis, supuestamente desde hace algo más de un año. "Y de vez en cuando teníamos que quejarnos de las fiestas y de la música", señaló otro vecino, para quien José Luis "era una persona muy rara", "pero nunca se metía con nadie".

Volver a su país

La policía afirma que Torres Shonana había sido detenido en 1995 por infracción a la Ley de Extranjería. Actualmente se encontraba en situación irregular.

Una amiga de José Luis contó ayer que éste llevaba varios años en España. "Más de tres". Desde que llegó, dijo, "comenzó a ejercer la prostitución, siempre en la Casa de Campo". Durante un tiempo vivió en Vigo, y hace poco se trasladó nuevamente a Madrid. Aquí, contó su amiga, "volvió a trabajar en la Casa de Campo", aunque la policía asegura que estaba ejerciendo la prostitución en el polígono industrial de Villaverde. La policía también afirma que José Luis Torres era conocido en el ambiente en el que se desenvolvía como "Pepa", pero su amiga asegura que le llamaban "Malena".

José Luis Torres tenía intenciones, según su amiga, de cambiarse de sexo. Ya había sido operado del pecho y planeaba transformarse completamente en mujer. "Estaba ahorrando dinero para eso. Quería operarse y volver a su país".

Como no solía guardar sus ahorros en el banco, sino en su casa, su amiga coincide con la versión de la policía de que pudo tratarse de un robo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de febrero de 2000

Más información

  • La víctima estaba ahorrando dinero para cambiarse de sexo