FÚTBOL 14ª jornada de Liga

"El Madrid ha jugado aterrado"

Savo Milosevic no tuvo inconveniente en olvidarse de la diplomacia. El gigante yugoslavo salió del vestuario con una media sonrisa irónica después de meter dos goles: "El Madrid ha jugado aterrado y el miedo le ha hecho perder el control". Vicente Del Bosque y Txetxu Rojo, más moderados, coincidieron al designar el mismo punto flaco del Madrid: se desmoronó cuando perdió la pelota. Mostró falta de carácter. El técnico del Zaragoza apuntó que tenía la sensación de que su equipo creaba "peligro cada vez que cogía el balón". Del Bosque fue más allá; situó los problemas del Madrid en la defensa, y en aspectos anímicos. El técnico siempre habló en primera persona del plural y señaló a la falta de carácter como el aspecto más preocupante del Madrid: "Hemos sufrido un correctivo y el equipo no ha sabido reaccionar ante el primer golpe recibido. Ante la adversidad, hemos querido resolver todos los problemas, tanto los defensivos como los ofensivos, en acciones individuales".Lo más preocupante para Del Bosque fue percibir que sus hombres perdían la cabeza, según sus palabras: "Estos partidos son para jugadores ambiciosos, con carácter y agresividad; ése es el tipo de jugador que necesita el Madrid... Y lo cierto es que no hemos reaccionado con entereza cuando nos metieron el primer gol".

Más información

Para muchos jugadores del Zaragoza, como Ander Garitano, el de ayer fue su día más feliz desde que juega al fútbol. Con un gol en su haber tras el partido y la camiseta número 10 bajo el brazo -"me la llevo de recuerdo"-, Garitano estaba satisfecho: "Éste es mi día más feliz en el fútbol desde el 12 de marzo de 1988, cuando debuté, aquí en Chamartín. Teníamos la sensación de que podíamos marcar cada minuto; era impresionante. Este partido podría haber terminado 1-7 o 2-8". El mediocampista vasco superó a Guti y Helguera en todos los lances del segundo tiempo. Se aprovechó del desconcierto del contrario: "Es normal que si te meten tres goles llegue un momento en que pierdas la cabeza y no sepas lo que haces; eso le pasa a cualquier jugador, incluso a uno de Primera. El Madrid esta noche ha bajado los brazos después del primer gol".

Juanele lo vio difícil hasta el primer gol y luego advirtió que los madrisitas se relajaban: "Sí, la defensa se ha venido un poco abajo". Mientras tanto, en las gradas del Bernabéu, los hinchas del Zaragoza cantaban alborozados: "¡Escándalo, esto es un escándalo...!".

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 04 de diciembre de 1999.

Lo más visto en...

Top 50