Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Commonwealth aparta a Pakistán hasta que los militares dejen el poder

Los jefes de Estado y primeros ministros de los 54 países que componen la Commonwealth, reunidos ayer en George (Suráfrica), confirmaron la suspensión de Pakistán de esta organización que reúne a aquellas naciones que en su mayoría tuvieron en común una vinculación colonial con el Reino Unido.Pakistán no recuperará sus derechos plenos hasta que las autoridades militares, con el general Pervez Musharraf a la cabeza, restauren el sistema democrático. La Commonweath exige la inmediata puesta en libertad del ex primer ministro Nawaz Sharif y otros políticos, detenidos tras el incruento golpe de Estado del 12 de octubre.

El texto aprobado condena "el derribo incostitucional" del Gobierno "elegido" en las urnas y niega toda "legitimidad" a las nuevas autoridades. Los 54 jefes de Estado y primeros ministros de la Commonweath desean que el retorno a un sistema democrático sea inmediato.

El Gobierno militar paquistaní queda fuera de los foros de decisión de este organismo internacional. La expulsión, que llevaría consigo una serie de sanciones, queda aplazada, en espera de conocer el desarrollo de los acontecimientos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 15 de noviembre de 1999