Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía carga contra grupos alternativos por ocupar el Alcázar de Córdoba

,La policía cargó ayer contra una treintena de manifestantes de distintos grupos de movimientos alternativos por ocupar el Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba, un monumento de titularidad municipal. La ciudad ha sido elegida para la concentración, durante cinco días, de 140 colectivos en unas jornadas de lucha social. La alcaldesa de Córdoba, Rosa Aguilar, protestó por la acción de la policía y pidió al subdelegado del Gobierno, José Antonio Linares, que ordenara la retirada policial, lo que hizo una hora después de la carga.Durante la mañana, cerca de un millar de personas participó en una manifestación por las calles. Los grupos alternativos eligieron Córdoba para desarrollar sus acciones de denuncia por la trascendencia internacional de la Mezquita, declarada por la Unesco Patrimonio de la Humanidad y símbolo de tolerancia cultural.

En previsión de esta ocupación, el Cabildo decidió no abrir ayer las puertas del templo. Ante este cierre, los manifestantes decidieron encerrarse en el Alcázar "como reflexión y denuncia" sobre "los males que dejan tras de sí las políticas de globalización económica y neoliberales".

Tras la carga, la alcaldesa negoció personalmente con los responsables de esta convocatoria el uso del edificio, con la condición de que no impidieran por la tarde la celebración de matrimonios en el interior del Alcázar, que el Ayuntamiento de Córdoba utiliza para las bodas civiles. Con este compromiso, que era el que "más preocupaba" a Rosa Aguilar, según reconoció la alcaldesa, se permitió el uso del inmueble, sin que se produjeran más incidentes.

Para hoy estos grupos tienen previsto ocupar medios de transportes y restaurantes de lujo de la ciudad. Distintas entidades bancarias y de ahorro bloquearon ayer el acceso a los cajeros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de noviembre de 1999