Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Madres de familia

Como madre de familia, no solamente yo, estoy convencida de que somos muchas, las que tenemos que exigir más atención sobre nuestra situación... Estamos contemplando que vamos a seguir siendo marginadas como hasta ahora, cuando tenemos derecho más que nadie a una compensación ya, a nuestros 55-60 años, por todo lo que hemos aportado.Hemos sacrificado nuestra juventud por nuestra vocación de madres, con dos, tres, cuatro o más hijos. Hemos pasado por privaciones sin cuento, en nuestra abnegada labor, criarlos, educarlos, para tratar de que sean personas de bien, generando savia nueva y sana a este país tan necesitado de ella.

A cambio de todo lo expuesto. ¿Qué es lo que estamos escuchando? ¿Entrar a nuestros años a competir en el mercado laboral, con nuestros mismos hijos si cabe...? Empezar a cotizar a nuestros años en una mutua de seguros. ¿Durante cuánto tiempo? ¿Y con qué? Desde qué balcón se ha contemplado esto?

Estamos escuchando continuamente la letanía de la baja natalidad y el aumento de la delincuencia. ¿Puede cegar el poder de tal manera que no vea, o no quiera ver... la manera de solucionar en buena parte estos problemas?

Están próximas elecciones, y como yo, supongo habrá muchas madres en mi caso, que cuenten también con sus familias, que puedan meditar su voto al partido político que lleve en su programa nuestras justas reivindicaciones.- . .

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de octubre de 1999