Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TRIBUNALES

El juez investiga a un empresario de Llíria por tráfico ilegal de trabajadores

El titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Llíria ha imputado un delito de tráfico ilegal de mano de obra a un empresario de Llíria (Camp de Túria), que pudo emplear de manera fraudulenta a un trabajador que apareció muerto en su empresa de la capital edetana, una modesta sociedad dedicada a la recolección y comercialización de chatarra, Los hechos que investiga la Justicia sucedieron, según fuentes cercanas al caso, entre el 4 y el 5 de septiembre pasado. En un momento indeterminado, un hombre de origen magrebí sin ocupación fija apareció ahorcado en la empresa de chatarra.

La autopsia confirmó que el hombre se suicidó, pero la Guardia Civil optó por interrogar a los propietarios de la empresa para comprobar cómo el fallecido pudo acceder a la empresa y confirmar o descartar que el ciudadano magrebí trabajaba en la firma edetana.

Los agentes, después de interrogar al empresario, optaron por proceder a su detención. Al parecer, el imputado reconoció que el fallecido, con problemas con el alcohol, realizaba trabajos esporádicos y remunerados para su sociedad. La relación laboral, aunque pagada, no era estable, y por tanto, carecía de sustento legal. Inmediatamente, el fiscal imputó al empresario un delito de tráfico ilegal de mano de obra.

Según las mencionadas fuentes el procesado cedió al fallecido un lugar en el que dormir por caridad, algo por lo que también le empleaba ocasionalmente. De hecho, el súbdito magrebí trabajaba para varios agricultores de Llíria siempre que éstos requerían de mano de obra.

El tráfico ilegal de mano de obra es un precepto cuya violación está penada con castigos de entre seis meses y tres años de cárcel. Vigente con el Código Penal de 1995, su actualidad -persigue a "quienes empleen a súbditos extranjeros sin permiso de trabajo en condiciones que perjudiquen, supriman o restrinjan sus derechos"- no impide que, según fuentes jurídicas, se aplique escasamente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 7 de octubre de 1999