Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Herido grave por un incendio en una farmacia de Tarragona

Francisco Ll. S., de 59 años, contable de la farmacia Domingo, situada en la Rambla Nova de Tarragona, resultó herido de gravedad anoche como consecuencia de un incendio fortuito que se produjo en el establecimiento mientras trabajaba. El hombre sufrió quemaduras de primer y segundo grado y fue trasladado al Hospital Juan XXIII en estado crítico. El suceso se produjo a las 20.40 horas, pero el empleado de la farmacia no pudo ser rescatado hasta media hora después. El incendio produjo gran expectación ciudadana, ya que en aquel momento paseaba mucha gente por la Rambla. Un joven que se hallaba en la terraza de un bar explicó: "Estábamos tomando algo y de repente vimos un poco de humo que salía de la farmacia. Hubo gente que se levantó enseguida y algunos empezaron a comentar que había fuego. El humo se fue intensificando y vimos unas llamas, así como a un hombre que pedía auxilio. Todo fue muy rápido". El hombre quedó atrapado en el despacho donde trabajaba. La ventana que da a la calle está protegida con una reja de hierro, a través de la cual no podía sacar la cabeza. Cuando llegaron los bomberos, éstos intentaron romper la reja, pero finalmente entraron por la puerta de la escalera, inaccesible en los primeros minutos a causa de las llamas. Posible cortocircuito El alcalde de Tarragona, Joan Miquel Nadal, que acudió al lugar del siniestro, señaló que el hombre se encontraba "muy grave" a causa del humo que habia inhalado durante el tiempo que estuvo atrapado. El propietario de la farmacia, Pere Domingo, que se enteró del suceso por la alarma de su establecimiento, apuntó: "Posiblemente haya sido un cortocircuito".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de agosto de 1999