Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos hombres mueren en accidentes en obras de construcción en Sevilla y Córdoba

Sevilla / Córdoba

El derrumbe de dos muros en obras de construcción de Marchena (Sevilla) y Cabra (Córdoba) acabó ayer con la vida de dos hombres que trabajaban en sendos edificios. En Marchena, F. L. N, de 58 años, falleció al desplomarse una pared interior del garaje de un familiar al que ayudaba a reformar su residencia, mientras que en Cabra, un albañil de 34 años se vio sorprendido en el foso de cimentación de la casa que estaba levantando. Los sindicatos reclamaron más inspecciones para evitar nuevos accidentes.

Los accidentes laborales, fundamentalmente en la construcción, ya han provocado este año la muerte de medio centenar de personas en la región. Los sindicatos han anunciado la convocatoria de una huelga general en septiembre en Andalucía si las administraciones no son capaces de atajar esta siniestra tendencia. "Aquí hace falta más control a las empresas, y sobre todo más inspecciones", exigió en la Cadena SER Manuel Jiménez, secretario de la Federación de la Construcción de UGT en Córdoba. Jiménez realizó estas manifestaciones tras conocer la muerte de un obrero en la localidad de Cabra, al sur de la provincia. A. S. C., de 34 años, falleció sobre las 14.00, mientras trabajaba en la construcción de una casa en la calle Juan Grande. El percance se produjo cuando el obrero se encontraba en el foso de los cimientos de la casa, momento en el que se derrumbó sobre él una pared, causándole la muerte por aplastamiento. Tras casi una hora de trabajo, los bomberos lograron sacar el cuerpo sin vida del trabajador. El albañil trabajaba para su propia empresa, de la que era socio junto a varios de sus hermanos. Por el momento, se desconocen las causas que provocaron la caída del muro que dio lugar al accidente. Pared interior El siniestro mortal de Marchena también se produjo tras el derrumbe de un muro, aunque en esta ocasión se trató de una pared interior. F. L. N. se encontraba en el número 9 de la calle Arenal "echando una mano a su cuñado", según varios vecinos. Trabajaba junto a algunos albañiles en el acondicionamiento de una nave (que colindaba con la residencia del familiar) cuando se cayó el muro. El Centro de Salud de Marchena informó del suceso a las 11.18 al 061 y pidió un equipo de emergencia, pero anuló la llamada al comprobar que el hombre había fallecido. El sector de la construcción registró ayer un accidente más En Sevilla, dos trabajadores resultaron heridos por la tarde al desplomarse el ascensor en el que se encontraban en una obra del centro de la capital hispalense. Las víctimas, A. M. L., de 34 años, y J. J. G. C., de 20, estaban dentro del ascensor, situado en una obra en la calle Sierpes, frente a la cafetería de La Campana,cuando la cabina se desplomó desde unos 12 a 15 metros. El servicio de emergencias del 061 recibió aviso del siniestro a las 15.50 y poco después una UVI móvil se trasladó al lugar de los hechos, donde sus miembros sacaron a los heridos sin que fuese necesaria la intervención de los bomberos. A. M. L. sufrió fracturas en miembros inferiores y una luxación en un miembro superior y J. J. G. C. fracturas en miembros inferiores y traumatismo lumbar, por lo que fueron llevados a Traumatología del Hospital Virgen Macarena de Sevilla.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de agosto de 1999

Más información

  • Otros dos obreros resultan heridos al desplomarse un ascensor