Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TEATRO

El dramaturgo Ignacio Amestoy estrena su saga sobre los Borbones

El escritor y dramaturgo Ignacio Amestoy inicia hoy, con el estreno en el teatro Lara de su obra Violetas para un Borbón, una saga prevista de cuatro títulos sobre momentos históricos que han protagonizado los últimos herederos a la Corona de España. Este montaje se sitúa en los últimos meses de vida de Alfonso XII. La obra sobre Alfonso XIII girará en torno al día del advenimiento de la II República; don Juan de Borbón, cuando el general Franco instaura la Monarquía en 1969, y Juan Carlos I, en torno al 23-F.

Entre Alfonso XII y Juan Carlos I, Amestoy halla paralelismos: "Ambos vienen del exilio; en los periodos que reinan, España tiene una nueva Constitución y los dos se enfrentan con el problema sobre el entendimiento de los pueblos de España, el primero acaba una guerra carlista, el segundo encuentra un país con un delicado asunto de nacionalidades".El periodo en el que se desarrolla esta obra, dirigida por Francisco Vidal, se sitúa cuando la tuberculosis que acaba con el monarca está avanzada y Cánovas le recluye en el palacio de El Pardo. "Es la historia de una seducción, cuando la reina María Cristina, marginada por el rey durante seis años, decide que tiene que salvar la Corona y conquista a su propio esposo, del que está enamorada", afirma Amestoy: "Había partidarios de que el heredero de Alfonso XII fuera el hijo mayor de Elena Sanz, cantante lírica que marcó sentimentalmente la vida del rey, sobre todo desde que fallece la reina María de las Mercedes; con ella tuvo dos hijos varones, cuyos herederos aún viven". Para el director, Paco Vidal, no es una lección de historia: "Los elementos políticos están entrecruzados, la obra es muy expresionista, algo que recoge la puesta en escena". La escenografía de Andrea d"Odorico está en la misma línea.

La obra, escrita hace tres años y publicada en la editorial Fundamentos con el título de La reina austriaca de Alfonso XII, posee un castellano poco común. "Es un texto difícil; he querido que se hablara el mejor español posible en esta tragicomedia", dice Amestoy, quien ha tenido este elemento en cuenta, especialmente en el personaje de Francesillo, el bufón de Carlos V, una licencia teatral que toma como expresión del pueblo de Madrid, interpretado por Francisco Merino. "Es ambiguo, se ríe de todos, su difícil lenguaje es como música, a veces lo veo shakespeariano", señala el popular actor.

La producción, llevada a cabo por Fila 7 y Teatro del Laberinto, ha contado con actores que se ajustan a las edades que tenían los personajes reales. En el papel de Alfonso XII, de 28 años, Juan Gea; Claudia Gravi, en el de la amante Elena Sanz, una atractiva cuarentona; la reina María Cristina, de 27 años, es Teresa José Berganza, actriz formada en el laboratorio de Leyton y sobrina de la soprano; Francesillo, con Merino, de indeterminada edad, y Ana Frau, en Isabel II, en la cincuentena. Todos destacan el elemento cómico de este espectáculo.

Violetas para un Borbón. Teatro Lara, corredera baja de San Pablo, 15; metro Callao. De 1.000 a 3.000 pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de marzo de 1999

Más información

  • LA PRIMERA ENTREGA TRATA SOBRE ALFONSO XII