Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Romero acusa a Zaplana de usar su cargo para "colocarse" en Madrid El dirigente augura más escándalos en el PP

"Eduardo Zaplana ya ha iniciado el viaje hacia el centro, pero hacia el centro geográfico de España, y no el político". El secretario general del PSPV, Joan Romero, ironizó ayer de esta forma sobre el giro que el PP pretende imprimir a su ideario tras su próximo congreso nacional, apartando el estandarte de la derecha para abanderar el centro político e intentar ampliar su techo electoral.

"Zaplana es un mal compañero de viaje para este viaje", advirtió el dirigente socialista como si enfrente tuviera al líder del PP, José María Aznar, "porque lo que hace es utilizar la Comunidad Valenciana como trampolín para abandonarla lo antes que pueda y llegar a Madrid". Para el candidato del PSPV a presidir la Generalitat, los meses que restan hasta la celebración de las elecciones locales y autonómicas, en junio de 1999, van a ser especialmente intensos en la vida política valenciana, augurando una etapa de "sucesión de escándalos" que salpicarán a cargos públicos del PP. "Me preocupa que por fuerza, poco a poco, la Comunidad Valenciana traslade esa mala imagen, consecuencia de la existencia de demasiadas zonas oscuras y cuestiones de difícil explicación", dijo en referencia a la gestión de los cargos públicos del PP. "Desde Orihuela hasta Benicàssim, y pasando por Alicante", continuó, "nos encontramos con una gestión en la que es difícil delimitar fronteras entre la actividad privada y el espacio público, y todavía no hemos visto ni el uno por ciento de lo que hay". Para Romero, los últimos escándalos que han salpicado al PP, como la reclasificación de unos terrenos en Benicàssim propiedad del consejero Farnós, la investigación abierta en los juzgados de Orihuela sobre la gestión de sus dos últimos alcaldes, o la condena en firme contra el alcalde de Alicante por no pagar un préstamo bancario en su etapa empresarial, son consecuencia de esa "mezcla rara" entre lo privado y lo público de la que hacen gala algunos cargos públicos del partido que gobierna. "Es un Gobierno que utiliza prácticas de amiguismo político, pero en democracia estas cosas nunca quedan impunes", aseveró. El secretario general del PSPV clausuró ayer en Alicante unas jornadas sobre política municipal que reunieron a un centenar de alcaldes y concejales de su partido en la provincia. En su discurso, Romero participó a sus compañeros la propuesta del PSOE de avanzar en políticas encaminadas a ampliar el protagonismo, los recursos y las competencias de los ayuntamientos en los próximos años.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 29 de noviembre de 1998