El Supremo investiga a Piqué por sus actuaciones como consejero de Ercros

El Tribunal Supremo ha ordenado al juzgado número 5 de Barcelona que realice nuevas diligencias en relación con la denuncia por un presunto delito de alzamiento de bienes de casi 1.800 millones contra el portavoz del Gobierno y ministro de Industria, Josep Piqué, y otras siete personas vinculadas en su día a la empresa Ercros, según informó anoche la Cadena SER. El tribunal considera que, dada la condición de aforado de Piqué, debe ser la Sala Segunda la que lleve el asunto, aunque, por razones de eficacia, se ha ordenado al juzgado de instrucción número 5 de Barcelona que amplíe los datos sobre este caso y los remita al Supremo.

Los hechos se remontan a los años 1988 y 1990, en los que Piqué fue director general y consejero delegado de Ercros (empresa química integrada en el grupo kuwaití Torras-KIO) y formaba parte, como tal, del equipo de confianza del empresario Javier de la Rosa, vicepresidente de este último conglomerado industrial. De la Rosa, actualmente encarcelado, se enfrenta a varios procesos penales por su actuación al frente de dicho grupo.Ercros fue creada en junio de 1989 como resultado de la fusión de Cros con Explosivos Río Tinto (ERT). Fue ERT la que, en octubre de 1988 estando ya controlada por KIO y "ante la necesidad de obtener financiación externa para ampliar la refinería de La Rábida (Huelva)" aceptó 67 letras libradas por la sociedad instrumental F.F.Investment Corp por valor de 2.056 millones, según un informe de la Agencia Tributaria que se realizó sobre el caso en 1995. De la cantidad total, ERT recibió 205 millones a través de su división de petróleo.

Cuando en diciembre de 1989 se constituye Ertoil como empresa filial petrolera de Ercros, transfiriéndole los negocios de la antigua división, no se incluyen en el pasivo de la nueva sociedad los efectos librados por F.F. Investment y aceptados por ERT, según el informe de los peritos fiscales. Sí se transfirieron otros efectos aceptados por esta empresa y librados por otros proveedores. "Al vencimiento de los efectos en 1992 sólo resultaron pagados los que vencían en mayo por un nominal de 81 millones ya que, como consecuencia de la suspensión de pagos de Ercros, los restantes resultaron impagados". Es decir, 1.770 millones que quedaron sin reembolsar.

La suspensión de pagos de Ercros hizo que la compañía tuviera que reducir el capital de las letras y las situó en un 1% de su coste, lo que prácticamente las dejaba sin valor real. El fiscal Carlos Ramos, de Barcelona, entendió entonces que se trataba de un claro alzamiento de bienes.

Los cinco magistrados que componen la sala enviaron ayer una providencia al juzgado catalán en la que ordenan tres diligencias a la mayor brevedad posible: tomar declaración a los miembros del consejo de administración de Ercros cuando se fusionó con Explosivos Río Tinto; la declaración de los miembros directivos de Ertoil, y que se unan a la causa los testimonios de la suspensión de pagos de Ertoil. Ésta fue vendida a la firma francesa Elf Aquitaine, que después la integró en Cepsa.

Cuando estén cumplimentadas estas diligencias, el juzgado habrá de enviarlas al Tribunal Supremo, que ha formado una sala especial compuesta por cinco magistrados, en lugar de los tres habituales, ante la relevancia de las personas afectadas. Además de Piqué, figuran en la causa Miguel Ángel Foruria Franco (relacionado con F. F. Investment), Javier Vega de Seoane (ex presidente de Ertoil), José Múgica Barreiro, Enrique Martínez Alcaraz, Salvador Lloret Vila, Juan Antonio Delgado Garriga y Fernando Labad Sasiaín (actual consejero delegado de Tabacalera).

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Fuentes de La Moncloa indicaron anoche que el ministro está totalmente informado de la evolución judicial del caso.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS