Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lluvia de cohetes sobre Israel por la muerte de un jefe militar de Amal

"Hemos tenido suerte", aseguraban ayer los vecinos de Kiryat Shmona, en el norte de Israel, mientras salían de los refugios donde habían permanecido toda la noche protegiéndose de una oleada de cohetes Katiuska que la guerrilla prosiria de Amal había lanzado desde el sur de Líbano en venganza por la muerte de uno de sus jefes militares, al que dio muerte un helicóptero israelí el día anterior. La operación de castigo contra esta población del norte de Israel se saldó con más de 14 heridos, varios vehículos destrozados y casas dañadas. Los proyectiles Katiuska de 120 milímetros empezaron a estallar en el centro de Kiryat Shmona (19.000 habitantes) poco antes de las diez de la noche del martes, mientras los vecinos se encontraban paseando por las calles o sentados en las terrazas de los cafés reponiéndose de una jornada calurosa en la que los termómetros habían alcanzado los 38 grados."La familia corrió rápidamente al refugio cuando oyó el estruendo. En el camino, un cohete alcanzó la vivienda. Fue una explosión fuerte. Nos salvamos de milagro", afirmaba un vecino. La operación militar contra la ciudad de Kiryat Shmona, torturada y bombardeada en otras ocasiones durante los últimos años, era la respuesta de la guerrilla prosiria Amal, opuesta a la presencia israelí en Líbano, que desde el sur del país trataba de vengar la muerte de su jefe militar, Husam al Amín, quien pereció en su coche a causa de los disparos efectuados desde un helicóptero Apache israelí cerca de Tiro.

El bombardeo de Kiryat Shmona no fue el único incidente del día. Mientras un oficial de la milicia proisralí Ejército del Sur de Líbano moría en una carretera como consecuencia de la explosión de una mina colocada por guerrilleros opuestos a la presencia israelí, una docena de vecinos árabes eran heridos por la aviación israelí, que bombardeó posiciones del grupo integrista Hezbolá en el valle de la Bekaa, al este de Líbano. Estos enfrentamientos son los más serios desde que en 1996 los israelíes desencadenaran la Operación Uvas de la Ira contra Líbano.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 27 de agosto de 1998