Turquía retira sus aviones de combate de Chipre

Los tres cazas F-16 que Turquía mantenía estacionados desde el jueves en el norte de Chipre abandonaron ayer rumbo a su país el sector turcochipriota de la isla, dividida desde la invasión turca de 1974. Turquía, que envió una escuadrilla de seis F-16 como represalia al despliegue de cuatro cazabombaderos griegos en la zona grecochipriota, desarrolla actualmente unas amplias maniobras navales en el Mediterráneo oriental, que van a desplazarse ahora al norte del Egeo, cerca de su frontera terrestre con Grecia, según informó el diario turco Milliyet.El ministro de Exteriores turco, Ismail Cem, advirtió ayer de que su Gobierno «dara una respuesta adecuada contra la provocación contra la comunidad turcochipriota», y el presidente de Turquía, Suleimán Demirel, recordó que «Grecia dio el primer paso al enviar aviones de combate».

Para el Gobierno de Atenas, sin embargo, la presencia de sus aviones en Chipre «no es una novedad, y ya se ha producido en el pasado», según un comunicado diplomático griego difundido ayer, que precisaba que sus aparatos sólo permanecieron unas pocas horas (entre el martes y el miércoles pasados) en la base aérea grecochipriota de Pafos.

El Departamento de Estado norteamericano criticó ayer por igual a Atenas y Ankara por haber aumentado la tensión en el Mediterráneo oriental. Alemania se sumó a esta preocupación por boca de su ministro de Exteriores, Klaus Kinkel: «Cualquier tipo de amenaza amparada en el uso de la fuerza militar es inaceptable en la Europa de hoy y no es concebible que dos miembros de la OTAN se amenacen mutuamente con las armas».

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS