Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El alcalde apoya a los condenados por el desalojo de Santa Ana

El alcalde de Madrid, José María Álvarez del Manzano, insistió ayer en que los cuatro policías municipales condenados por la carga violenta contra un grupo de artesanos en la plaza de Santa Ana, el 28 de octubre de 1989, "cumplieron con su obligación". "Aún no me he leído la sentencia, pero soy muy respetuoso con la justicia", señaló el regidor. ÁIvarez del Manzano también se refirió a la posibilidad de que el Consistorio haga frente a las indemnizaciones, como responsable civil subsidiario: "El Ayuntamiento siempre respaldará a su Policía, que normalmente cumple muy bien con su obligación, y asumirá su responsabilidad, lo diga quien lo diga".

La sentencia, hecha pública hace dos días por la Audiencia de Madrid, condena a dos años de cárcel al agente Ezequiel Antoranz Gómez. Otros tres policías fueron condenados a un arresto de 24 fines de semana. Los cuatro condenados deberán, además, indemnizar con un total de 650.000 pesetas a dos artesanos. En caso de declararse insolventes, será el Ayuntamiento quien cargue con los gastos.

Para el concejal del PSOE, Eugenio Morales, la sentencia "ha venido a confirmar la actuación absolutamente desproporcionada en el ejercicio de la autoridad pública" de los cuatro policías condenados. Según Morales, se "ratifica la ilegalidad de la actuación del gobierno municipal", que, "además, desalojó por la fuerza y con violencia a los artesanos que legalmente ejercían su actividad". El edil socialista añadió que la sentencia demuestra la exigencia de responsabilidades políticas de Alvarez del Manzano, en aquellas fechas primer teniente de alcalde y desde 1992, alcalde de Madrid.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 17 de abril de 1998