Detenida en EE UU una profesora que tuvo un hijo con un alumno de 13 años

La historia, como tantas en Estados Unidos, es el guión perfecto de una novela o una película; en este caso, una de amores imposibles. Mary Kay LeTourneau ha vuelto a ser detenida en Seattle por reunirse con X. El problema está en que LeTourneau es una atractiva profesora de 35 años de edad y X un muchacho de 14 años, cuya identidad jamás ha sido facilitada.

En el verano de 1996, LeTourneau y el adolescente se enamoraron cuando ella le daba clases en el colegio Shorewood, de Seattle. Ella era entonces una mujer casada y con cuatro hijos; éI tenía 13 años recién cumplidos. Los dos sostuvieron relaciones sexuales, tuvieron una hija e intercambiaron promesas de amor eterno. Al descubrirlo, los escandalizados padres de X presentaron una querella y la profesora fue detenida, juzgada y condenada por violar a un menor.

El testimonio del muchacho no fue escuchado por el tribunal porque la ley estadounidense rechaza la posibilidad de que un menor pueda sostener relaciones sexuales consensuadas. Sin embargo, X ha declarado a sus familiares y amigos que está enamorado de la profesora, que ella jamás le forzó, que intercambiaron anillos para simbolizar su relación y que acordaron conjuntamente seguir con el embarazo. X sueña con que algún día estarán juntos sin problemas.

"Sólo hablaban"

El pasado agosto, la profesora fue condenada a seis meses de prisión. Entretanto, su marido había obtenido el divorcio y la custodia de los niños. El mes pasado, LeTourneau salió en libertad provisional por buena conducta, pero con la condición de que jamás volviera a intentar contactar con X o con cualquier otro de sus ex alumnos. Fue advertida de que si reincidía podría ser condenada a una pena de siete años de encarcelamiento.El martes, LeTourneau fue detenida a una manzana de su casa de Seattle. Estaba dentro de un coche, acompañada por X. "Tan sólo hablaban", dijo David Gehrke, el abogado de la profesora. "Pido un poco de comprensión para mi cliente", añadió el abogado. "El que, pese a la orden judicial, haya vuelto a ver al chico revela la profundidad de sus sentimientos hacia él".

La profesora esperaba ayer en la celda de una comisaría su nueva comparecencia ante los tribunales, prevista para mañana. La Fiscalía informó que piensa pedir que sea condenada a la pena de 7 años. "El único modo de impedir que reincida es que esté en la cárcel", dijo Dan Donohoe, portavoz de la fiscalía. Desde la primera detención de la profesora, la hija que tuvo con el adolescente vive con la familia de él.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 04 de febrero de 1998.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50