Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La población mundial crece menos de lo previsto

Sólo el 25% de la humanidad, y no el 60%, tendrá falta de agua en el 2050

Los expertos en demografía mundial han corregido sus previsiones. La humanidad crecerá menos de lo que habían pensado, y eso servirá al menos para que sólo una cuarta parte de la población de la Tierra sufra problemas de abastecimiento de agua en torno al año 2050. Tal previsión es ya menos desalentadora, porque los datos anteriores conducían a situar el cálculo en un 60%.430 millones de personas -el 8% de la población mundial- viven hoy en países afectados por la falta de agua. Y la cifra se multiplicará por cuatro en unas pocas décadas. Hasta ahora se preveía que la sed del mundo afectara en 2050 a 3.000 millones de personas.

Los nuevos datos se basan en un informe elaborado por la organizaión Population Action International, un grupo de científicos de gran prestigio con sede en Washington; sus trabajos están dedicados al estudio de la evolución demográfica y al análisis de las políticas globales de corrección de las desigualdades que provocan esos datos.

La escasez de agua es un problema en aumento a pesar de la disminución del ritmo de crecimiento de la población. A mediados del próximo siglo -dentro de sólo 50 años- los 430 millones de personas que ahora sufren problemas de abastecimiento de agua se habrán multiplicado por cuatro: serán 2.000 millones los que se vean afectados por la falta de agua; es decir, una de cada cuatro personas.

Conflictos

Population Action International también ha dibujado un mapa de posibles focos de conflictos generados por la falta de agua. Los países del entorno de los ríos Tigris y Éufrates, el Nilo y en general los que forman el cono sur de África compiten en cada zona por las mismas fuentes de abastecimiento de agua. El problema en esos lugares tiende a empeorar si se cumplen las previsiones de crecimiento de la población en esa zona, que adelantan un incremento del 50% en los próximos 30 años.A partir de cifras facilitadas por la ONU, Population Action International calcula que los problemas de abastecimiento de agua afectarán a 48 países en el año 2050. En la actualidad, las regiones más afectadas por la falta de agua son Oriente Próximo y el Norte de África. A esas dos zonas se sumará dentro de pocos años el África Subsahariana. Marruecos, Kenia, Ruanda, Somalia y Sudáfrica serán algunos de los países africanos más afectados. Sólo en esos cinco países viven 100 millones de personas, según datos de la ONU.

La corrección de los cálculos ofrece sin embargo previsiones menos dramáticas para otros países: Pakistán, India (el segundo país más poblado del mundo, después de China), Sri Lanka, Jordania y El Salvador tienen un ritmo de crecimiento mucho más lento del previsto, y eso les permite un futuro inmediato menos problemático en cuanto a abastecimiento de agua.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 16 de diciembre de 1997