Los socialistas madrileños apuestan por reducir la jornada laboral

Los socialistas madrileños apuestan por el reparto del trabajo como solución para rebajar las altas tasas de paro de la Comunidad. Así se desprende de la ponencia marco presentada para su aprobación al VIII Congreso de la Fe deración Socialista Madrileña (FSM), que se celebrará este fin de semana. La FSM considera que el objetivo de una jornada laboral de 35 horas semanales no será "inmediato" pero apuesta por incentivar desde el Gobierno regional las reducciones que se hayan pactado previamente.

Con estas ayudas económicas de la Administración regional, según los socialistas madrileños, se apoyaría decisivamente el papel de los agentes sociales -patronal y sindicatos- en este terreno.La ponencia marco socialista también propone, en el capítulo de políticas de empleo, la reducción de las horas extraordinarias y del pluriempleo en la región.

El documento elaborado por los dirigentes socialistas madrileños, que tiene más de 100 páginas, pretende marcar las políticas a seguir por el partido durante los próximos años para conseguir un objetivo: recuperar el poder perdido hace dos años en la Comunidad de Madrid y hace ocho años en el Ayuntamiento de la capital, y consolidar los gobiernos socialistas que aún mantiene en los principales municipios de la región, a excepción de Madrid y Alcalá de Henares.

Los socialistas reclaman para el cinturón rojo (municipios del sur gobernados por alcaldes socialistas) y para las localidades del Corredor del Henares las mismas competencias que se le den en un futuro a la capital de España. La FSM advierte que si la Administración central aprueba un pacto local para dar más competencias a las grandes ciudades españolas, entre ellas Madrid, los socialistas pedirán que los municipios del sur y de Henares se igualen con la capital.

Para entrar en el siglo XXI, los socialistas madrileños proponen levantar un nuevo aeropuerto o, lo que es lo mismo, crear una alternativa a Barajas. El aeropuerto actual, según la ponencia marco, sólo crecerá para crear una ciudad aeroportuaria que se aproveche de la actividad de ese complejo. De la ampliación hasta cinco pistas que quiere el alcalde de Madrid para Barajas, la ponencia marco de los socialistas madrileños no habla ni opina.

Coincide la FSM con el Partido Popular en los grandes proyectos para la región del futuro: una ciudad olímpica y una ciudad del ocio, la M-45, la M-50 y la M-60. Y aceptan un posible modelo de financiación mixta para hacer estas infraestructuras, aunque rechazan el cobro de peaje por la utilización de las nuevas carreteras.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Propone la FSM ampliar la actual red de metro y de cercanías (aunque no dice cómo) e integrar el servicio del taxi en el Consorcio Regional de Transportes, organismo creado para coordinar los autobuses urbanos e interurbanos, el metro y las cercanías en la Comunidad. Todo este programa de futuro que se desarrolla en la ponencia marco está aderezado con permanentes ataques a la política aplicada por el PP en Madrid. La FSM resume la gestión de sus adversarios políticos, en las principales instituciones regionales y locales con tres palabras: "Cutre, castiza y casposa".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS