Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las contrataciones indefinidas se han duplicado durante el primer mes de la reforma laboral

Las contrataciones registradas en el Inem durante el pasado mes de junio fueron 819.548, frente a las 700.246 del mismo mes del año pasado, y tienen carácter indefinido 79.544. Eso supone que, en el primer mes completo de vigencia de la reforma laboral, los contratos indefinidos representan el 8,48%, mientras que en junio del año pasado suponían un 4,1%, porcentaje que se venía repitiendo en los últimos años.Esos datos fueron facilitados ayer por el ministro de Trabajo, Javier Arenas, en Echternach (Luxemburgo), donde asiste a una reunión informal del Consejo de Empleo de la Unión Europea. Arenas se mostró optimista "pero no triunfalista" sobre la evolución de la contratación indefinida. El ministro cree que la reforma laboral permitirá en unos meses reducir la cifra de parados por debajo del listón de los dos millones, ",aunque la tendencia al principio va a estar marcada por la estacionalidad".

Paralelamente, se hacía público en Bruselas un informe que pone de manifiesto que los Fondos de Cohesión europeos ayudaron a crear durante el pasado año más de 74.100 nuevos puestos de trabajo. Según el informe anual aprobado esta semana por la Comisión Europea, en total se comprometieron cerca de 2.433 millones de ecus (403.000 millones de pesetas) de este fondo de ayuda para los cuatro países beneficiarios (España, Grecia, Portugal e Irlanda), de los cuales, más de 1.340 millones de ecus (222.400 millones de pesetas) fueron destinados en forma de subvenciones a España para financiar proyectos en las áreas de medio ambiente e infraestructuras de transporte.

En cuanto al Consejo de Ministros de Empleo, ayer se reunió para debatir la preparación de la cumbre sobre el empleo convocada para el próximo 22 de noviembre. Tal como decidieron los Quince en la reciente reunión de Amsterdam, la UE dedicará durante la presidencia de turno de Luxemburgo especial atención a este problema, después de que se incluyera un capítulo sobre empleo en el nuevo Tratado.

Ayer pidió a los Quince que lleguen antes de fin de año a un acuerdo para regular la participación de los trabajadores en la gestión de las empresas, rechazada durante años por varios Estados miembros, especialmente Alemania y Reino Unido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 6 de julio de 1997