Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA FINANZACIÓN DEL PP

De la Rosa ya dio dinero a Lacalle en 1989

Las relaciones financieras entre Javier de la Rosa y el dirigente popular catalán Enrique Lacalle vienen de antiguo. Entre la nutrida correspondencia remitida por Lacalle a De la Rosa se encuentra una carta con membrete del PP de fecha 8 de noviembre de 1989, en la que el entonces flamante diputado al Parlamento transmitía su. agradecimiento por las donaciones recibidas y trasladaba también el de entonces presidente del PP catalán y actual secretario de Estado de Administraciones Públicas, Jorge Fernández Díaz. En la carta, Lacalle extrema sus muestras de gratitud: "También quiero que sepas que desde mi nueva responsabilidad en el Congreso de los Diputados me pongo a tu entera disposición para lo que puedas necesitar".

En las elecciones generales (le 1989 Lacalle figuraba en el tercer puesto de la lista del PP por la provincia de Barcelona, y finalmente resultó elegido. Posteriormente, menos de dos años después, en octubre de 1991, Lacalle renunció a su cargo para dedicarse exclusivamente a la política municipal.La existencia de esa correspondencia era un secreto a voces en Barcelona desde hacia varios años. Hasta que el propio De la Rosa decidió divulgar las pruebas. El Mundo publicó ayer algunas de esas cartas en las que Lacalle solicita al financiero donativos de varias decenas de millones de pesetas.

Ayer, a preguntas de este diario, Lacalle justificó esas peticiones y reconoció haber recibido dinero de De la Rosa. "Mi problema ha sido ser educado y haber agradecido esos donativos", señaló el dirigente popular y actual delegado del gobierno en el Consorcio de la Zona Franca de Barcelona.

"Donaciones modestas"

En un comunicado difundido posteriormente, Lacalle afirmó: "Yo, como candidato del PP, en varias ocasiones he solicitado ayudas y donativos siempre dentro de las normas legales establecidos". Lacalle señalaba asimismo que esas donaciones eran "siempre modestas, puntuales y normalmente anónimas", y "ése es el sentido de las cartas (publicadas ayer) del año 1991". En relación con las menciones. contenidas en una de las cartas al actual ministro de Economía, Rodrigo Rato, Lacalle manifiesta: "En ningún caso he mantenido con Rodrigo Rato, como compañero de partido, ninguna conversación sobre peticiones de dinero de campaña". Lacalle se refiere a una de las cartas, remitidas a De la Rosa y en la que les explica que "como ya le dije en. su día a Rodrigo que de nuestras conversaciones ni mi mujer sabe nada".Durante años, De la Rosa ha hecho alusiones a esta correspondencia a la primera oportunidad, deslizando implícitamente la idea de que era una especie de seguro guardado por si las cosas no pintaban bien.

Por su parte, portavoces de Fernández Díaz, que no quiso hablar personalmente con este diario, aseguraron ayer que había oído hablar de la carta en la que Lacalle hacía mención a su persona, aunque negaron que el secretario de Estado hubiera visto nunca la misiva. De hecho, las relaciones entre De la Rosa y Lacalle alcanzaron un elevado nivel de intimidad, a juzgar por e contenido de algunas de las cartas.

Eduardo Bueno

Más allá de Enrique Lacalle, los apoyos financieros de De la Rosa al Partido Popular arrancan de mucho antes, concretamente del 1984, año en el que financió la campaña a la presidencia de la Generalitat del empresario Eduardo Bueno Ferrer, cuando el partido aún figuraba con las siglas AP. En esos años, Javier de la Rosa también financió, con dinero del banco Garriga Nogués, filial de Banesto y del que era vicepresidente ejecutivo, el diario barcelonés El Noticiero Universal, que apostaba abiertamente la candidatura de Eduardo Bueno a las elecciones de ese año para la presidencia de la Generalitat de Cataluña.A raíz de estas primeras ayudas financieras, Fernández Díaz y Lacalle estrecharon sus relaciones con De la Rosa, a cuyo despacho de la Diagonal de Barcelona acudieron asiduamente. Esto explica asimismo que De la Rosa siempre expresara en público su apoyo al sector de Fernández Díaz y criticara públicamente a su rival, Aleix Vidal-Quadras.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 1 de julio de 1997

Más información

  • El dirigente popular reconoce haber recibido cantidades del empresario catalán