Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una larga batalla

La larga batalla emprendida por los obreros de la planta de Vilvoorde comenzó a finales del pasado mes de febrero, cuando el anuncio del cierre de la factoría les tomó por sorpresa. Desde entonces hasta ayer, éstas han sido las fechas determinantes:27 de febrero de 1997. El presidente de Renault, Louis Schweitzer, comunica que la fábrica de Vilvoorde cerrará el 31 de julio. Los trabajadores se declaran en huelga y bloquean la salida de 4.000 coches nuevos.

5 de marzo. El presidente de la República, Jacques Chirac, y el entonces primer ministro, Alain Juppé, dicen desaprobar "el método" seguido por Renault.

7 de marzo. Primera euro-huelga de las factorías Renault. Exito moderado de la protesta.

11 de marzo. Unos 7.000 trabajadores franceses, belgas y españoles de Renault desfilan en París.

16 de marzo. Lionel Jospin (hoy primer ministro), Robert Hue (secretario general del Partido Comunista Francés), y Jean-Pierre Chevénement (hoy ministro del Interior) se manifiestan en Bruselas por una "Europa social y en favor del empleo".

3 de abril. La justicia belga considera irregular el trámite legal de cierre de Vilvoorde.

4 de abril. Un tribunal francés de Nanterre suspende los trámites de cierre.

14 de abril. Los trabajadores de Vilvoorde se reincorporan al trabajo.

7 de mayo. Un tribunal de Versalles obliga a la dirección de Renault a respetar un trámite olvidado: comunicar la decisión de cierre al Comité Europeo del Grupo (CEG).

26 de mayo. Los trabajadores de Vilvoorde aceptan, por referendum, negociar las condiciones del cierre.

29 de mayo. Jospin, dos días antes de su victoria electoral, dice que, en el caso de poder formar Gobierno "exigirá que sean estudiadas y preparadas otras medidas" que el mero cierre.

3 de junio. Renault reúne e informa al CEG. El presidente repite su intención de cerrar y explica sus razones. Los sindicatos piden al nuevo Gobierno que impida el cierre.

10 de junio. El Consejo de Administración y la junta general de accionistas de Renault aceptan que una experta independiente -Danielle Kaiserbruger- estudie la viabilidad económica de Vilvoorde.

27 de junio. El informe Kaiserbruger es entregado al presidente de Renault y leído a los dos representantes sindicales en el Consejo.

28 de junio. El Consejo de Administración de Renault, tras escuchar el informe, acuerda el cierre definitivo de Vilvoorde.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 29 de junio de 1997