Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿De amiguismo a negligencia?

Los anteriores y los actuales resporsables de Hacienda han desfilado ante la comisión de investigación del Congreso durante más de tres meses. Algunas de sus declaraciones más significativas son las siguientes:Carlos Solchagal (ministro de Economía hasta 1993):"Yo convoqué a los principales bancos de este país y a las principales cajas a una reunión absolutamente informal en mi ministerio [finales de los 80].Mi única intención fue decirles como ministro: miren ustedes las cosas que están pasando. Yo les voy a pedir una cosa, que a partir de ahora no se pasen de listos y no vayan diciendo a sus clientes de pasivo que tal o cual producto que se acaban de inventar es opaco fiscalmente".

Pedro Solbes (ministro de Economía hasta 1.996): "Desgraciadamente, el traspaso mío de poderes con el señor Rato duró menos de dos horas. Usted comprenderá que en menos de dos horas poco se podía hablar con detalle de los temas pendientes. Sí le dejé la documentación, sí le dije que si necesitaba algún elemento adicional estaba totalmente dispuesto a comentar con él cualquier otro tema"( ... ) "He oído palabras muy fuertes de algunos miembros de esta comisión. Me han llamado cretino. Es un lenguaje que no se debería utilizar en el debate político, pero esas cosas suceden".

Rodrigo Rato (actual ministro de Economía): "No es un caso en el que digamos: 'Fíjese usted, estábamos pensando que podíamos aplicar la ley de esta manera y los tribunales nos dicen que la apliquemos de otra'. No. Estamos hablando de un caso en que la ley se aplicaba de una manera, menos en unos casos muy significativos"( ... ) "Ha faltado claramente, en mi opinión, un impulso político que era requerido ante unos hechos que han tenido una trascendencia innegable y era cantado que la iban a tener".

Juana Lázaro (directora de la Agencia Tributaria entre 1994 y 1.996): "En mis 25 años de vida administrativa no he, tenido ninguna actuación que pueda perjudicar los intereses generales. En consecuencia, no admito que nadie me diga que actué por amiguismo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 26 de junio de 1997