Fotonoticia:

El portero boxeador

Los porteros brasileños no han sido precisamente lo mejor que ha dado el primer país futbolístico del mundo, pero la peor novedad ha sido su última faceta: el boxeo. Valtenir, del Río Branco de Acre, no soportó que el árbitro del partido de Copa contra el Flamengo de Romario, en Maracaná, le mostrara dos tarjetas, por perder tiempo y por protestar. Le agredió al menos con tres puñetazos y una patada. Acabó en comisaría y, aparte de una durísima sanción, podría ir un año a prisión.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 12 de abril de 1997.

Lo más visto en...

Top 50