Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ayuntamiento pierde 3,5 millones al mes en el mercado de Ventas

El Centro Comercial de Ventas, inaugurado hace año, cuesta al Ayuntamiento 3,5 de millones mensualmente. La razón: el municipio no ha conseguido, en estos 12 meses, vender los 29 locales que aún le pertenecen, que ningún comerciante quiere, y por los que contribuye a los pagos comunes del inmueble: la luz, el agua, la limpieza, etcétera.

Todos estos locales están en la tercera planta del mercado, un auténtico piso maldita, ya que vende menos, tiene menos clientes y, según el concejal de Comercio del Ayuntamiento, Jorge Barbadillo, tiene muchas probabilidades "de que se quede vacía" en diciembre debido a que los tenderos allí afincados tiren la toalla y se retiren.

Mientras tanto, los comerciantes de la primera y segunda plantas también andan enfadados: el Ayuntamiento les ha mandado un reglamento donde se estipula que van a tener que pagar un 20% más más por las tasas comunes. Hasta ahora, cualquier propietario de local pagaba a razón de los metros ocupados. Ahora, a los de la primera y segunda plantas se les aplicará un recargo. Y los tenderos de estas plantas más visitadas por el público sostienen que la razón última de la subida es que el municipio quiere ahorrarse un' dinero. "Lo que están haciendo es ilegal porque el Ayuntamiento se ha arrogado el papel de mediador siendo parte interesada", dice el presidente de la Asociación de los tenderos de la primera y segunda plantas. Un comerciante de la tercera planta, que prefiere que no se publique su nombre, afirma que el arbitraje del Ayuntamiento en la cuestión de las tasas ha sido correcto: "Ellos [los comerciantes de la primera y segunda plantas] tienen que pagar más porque, al ser tiendas de alimentación, emplean el pasillo para poner sus productos y usan más el agua para limpiar".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 18 de noviembre de 1996