FÚTBOL 41ª JORNADA DE LIGA

Gaspart: "No hemos hecho nada anormaI"

Johan Cruyff dejó ayer de pertenecer al F.C. Barcelona. A dos partidos de la conclusión de su octava temporada como técnico azulgrana la directiva hizo efectiva la destitución del técnico con el que el club ha logrado los mayores éxitos de su historia: cuatro Ligas consecutivas, una Copa de Europa y un total de 11 títulos. Los acontecimientos se han precipitado en una semana en la que la directiva asegura haber visto rebasado el vaso de su paciencia por las últimas declaraciones de Cruyff sobre la necesidad de mayores inversiones en fichajes. A ello hay que añadir que el miércoles el empate ante el Espanyol consumó el adiós definitivo a la Liga y dejó en blanco la casilla reservada a títulos por segundo año consecutivo. Pero el pulso entre Cruyff y el presidente del club, Josep Lluís Núñez, venía de lejos.Sólo faltaba que se llegara a un acuerdo con un entrenador, el inglés Bobby Robson, para que el Barcelona se decidiera a hacer efectiva la destitución de Cruyff. Se desconocen las razones por las que la directiva había decidido el pasado 25 de abril no denunciar el contrato del entrenador y permitir que quedara renovado de forma automática hasta junio de 1997. ¿Un error de cálculo o un error calculado? No en vano Cruyff mantiene que lo que sucedió aquél 25 de abril fue un "montaje" puesto que dice conservar en su poder un contrato de renovación firmado por cuatro directivos con fecha anterior. La existencia o no de ese contrato se convirtió en uno de los detonantes de la ruptura entre Núñez -que ayer estuvo mudo y no hizo acto de presencia- y Cruyff, y puede ahora seguir siendo motivo de controversia puesto que el finiquito del entrenador puede ser muy diferente.

Más información
Cruyff "No me han dejado ni despedirme"

El silencio de Núñez

Joan Gaspart, vicepresidente del club, razonó los motivos por los que no compareció ayer el presidente: "Yo fui a contratar a Johan a Ginebra hace ocho años y yo le he dicho hoy que le destituimos. Era normal que. asumiese yo la responsabilidad. El presidente siempre ha dado la cara y la seguirá dando cuantas veces haga falta".Con un semblante compungido y exhausto, el vicepresidente azulgrana intentó que la decisión de la directiva se viera como un hecho ordinario. "No hemos hecho nada que pueda pasar a la historia como algo anormal. No es un día para estar felices pero tampoco para dramatizar. Los barcelonistas de verdad debemos mirar hacia adelante".

Las razones de la destitución, según Gaspart, es que Cruyff no aceptó las condiciones que se le impusieron el 25 de abril, que la imagen del club estaba siendo seriamente dañada por las constantes diferencias que surgían en torno al funcionamiento del club por parte de un técnico que no "cooperaba" y los dos años que el Barcelona ha pasado sin abrir la vitrina de los títulos.

El envenenamiento de las relaciones entre Núñez y Cruyff quedó claramente expuesto ayer y abre ahora una posible vía de oposición al presidente azulgrana. Gaspart afirmó tragarse todos los sapos en bien del Barcelona, pero fue diáfano respecto a los instintos que reprimió: "Mantengo el silencio con un gran esfuerzo, para que los socios vean que no perdemos los papeles y que no entramos en descalificaciones, pese a que podríamos tener razones, muchas más de las que ustedes piensan. Me desahogaría, pero no puedo hacerlo".

Rexach, que se hará cargo del equipo en los dos partidos que restan para finalizar la temporada y que ayer ya dirigió el entrenamiento en el que no estuvo presente Cruyff, fue elogiado por Gaspart. El hecho de que el segundo técnico azulgrana admitiera que tiene firmado su contrato hasta final de esta temporada en contra de lo que había afirmado él mismo y ayer el propio Cruyff, fue aprovechado por Gaspart: "Al final la verdad sale a relucir. A partir de aquí juzguen ustedes y piensen quien da o quita razones".

Sobre la firma

Robert Álvarez

Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona, se incorporó a EL PAÍS en 1988. Anteriormente trabajó en La Hoja del Lunes, El Noticiero Universal y el diari Avui.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS