Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TEATRO

Un asesino acecha en la escalera de la sala Mirador

.Farsa, humor macabro y un diálogo lleno de enigmas. La sala Mirador, el teatro en el que desarrolla su labor la escuela de Cristina Rota y el Grupo de Representaciones Teatrales Nuevo Repertorio, comienza el año con El rufián en la escalera. Se trata de una obra que cuenta la historia de un asesino y de una prostituta que creen sentirse seguros entre las cuatro paredes de su hogar, en el que viven el sueño de una familia feliz. Pero la muerte les espera en las escaleras disfrazada de joven angelical.

El texto del montaje es de Joe Orton, un autor que revierte las leyes sociales sexuales, juzgando y burlando las normas. El rufián en la escalera está dirigido por Çristina Rotá y la interpretación corre a cargo de tres jóvenes actores ya bastante conocidos: Juan Diego Botto, Ana .Torrent y Angel Alcázar.

Para Cristina Rota, El rufián en la escalera se ubica entre lo convencional y lo absurdo, y equilibra un humor macabro con un diálogo no convencional lleno de enigmas. "La historia nos cuenta la soledad de tres personas para los que el tedio y la rutina provocan la muerte de la ética", añade la directora.

El rufián en la escalera, en la sala Mirador (Doctor Fourquet, 31. Metro Lavapiés). De jueves a dominio, a las 20.30. Hasta finales i de febrero. 1.500 pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 18 de enero de 1996