Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

IU facilitará la llegada del PP a la presidencia de Cantabria absteniéndose "por sensatez"

Izquierda Unida, en contra de sus deseos, terminará por darle la presidencia de Cantabria al PP. Sólo bastará con que se abstenga -como parece ya decidido, "por sensatez"- en la segunda vuelta de la votación a la presidencia de Cantabria de mañana. El candidato popular, José J. Martínez Sieso, no logró ayer la confianza de la Asamblea al reunir solamente 19 votos, los &de su grupo y el regionalista, con el que el PP ha suscrito un pacto para gobernar coligados los próximos cuatro años. El PSOE, TU y la Upca de Juan Hormaechea votaron en contra.

De repetirse el jueves el mismo resultado, habría que convocar un nuevo proceso electoral y Hormaechea -cuya condena a seis años de cárcel y 14 de inhabilitación ha sido confirmada por el Supremo- seguiría en funciones al frente del Gobierno regional. El Tribunal Superior de Cantabria no ejecutará la sentencia, a la espera de que el Gobierno decida si concede un indulto que evite a Hormaechea ingresar en la cárcel.Fuentes de IU han señalado: "Por sensatez no podernos permitir que continúe el caos en Cantabria, dejando que Hormaechea siga tan sólo un día más". Dicho de otra manera: IU se abstendrá en la segunda vuelta, dejando que el PP gobierne en Cantabria. Siempre que alguna de las otras fuerzas no tome antes la decisión de abstenerse, evitándole el trago a IU.

Ha sido la única comunidad en la que esta coalición estaba dispuesta a apoyar un Gobierno con los socialistas. Así lo ha hecho en 11 localidades cántabras en las que el PSOE necesitaba sus votos. También lo hubiera hecho en el Gobierno regional. Pero la tozudez de los números lo ha impedido. Eso, y que los seis diputados del Partido Regionalista de Cantabria (PRC) han acercado sus sardinas a las ascuas del PP. Porque el PRC se convirtió en la llave en una comunidad en la que el PP ha sido la fuerza más votada, con 13 diputados, el PSOE obtuvo 10; la Upca, el partido de Hormaechea, tuvo 7; el PRC, 6, e IU, 3.

En un principio PSOE e IU intentaron llegar a un acuerdo con el PRC. Era lo que llamaban un Gobierno de progreso. Pero parece que el progreso tiene mil caras y los del PRC, puestos a elegir, han elegido la del PP.

Lucha contra el desempleo

En el discurso pronunciado ayer, Martínez Sieso señaló que la lucha contra el desempleo será prioridad absoluta de su Gobierno, criticó ásperamente el "antigobierno" que Cantabria ha padecido estos años y tendió una mano a la oposición con estas palabras: "Nosotros haremos un buen Gobierno a ustedes les cabe el honor de hacer una buena oposición. Comiencen su mandato con un concepto de generosidad y altas miras. Opónganse al Gobierno, pero no al futuro de Cantabria", que según el candidato se encuentra en un "momento crucial de su historia".Censuró la situación que ha vivido la región en los últimos dos años y que a todos llena de bochorno: "Ahora, nuestra responsabilidad es enorme, pues perder estos cuatro años sin definir el futuro perjudicaría irreparablemente nuestro porvenir como sociedad", afirmó.

En su réplica al candidato, el presidente de IU, Ángel Agudo, precisé que Cantabria necesita un cambio radical sin el cual no habrá normalidad ni estabilidad. Alcanzar el compromiso democrático le parece una asignatura pendiente de las fuerzas políticas mayoritarias. El regionalista Miguel Ángel Revilla, asociado al PP, felicitó al candidato por su discurso.

El portavoz de la Upca, José Ramón Sáez, tras reprochar al PP haber logrado en una operación de derribo el apartamiento de Hormaechea de la vida política, acusó al candidato de entreguismo a sus socios que durante tantos años habían estado vendidos a la izquierda: "Va usted camino de ser un presidente hipotecado y, si no rectifica, será un mero ejecutor de lo que quieran sus socios". El socialista Julio Neira calificó de "anodino y carente de novedades" el discurso de Martínez Sieso. Y criticó, sobre todo, lo que calificó de arrogancia del candidato popular al afirmar que el PP se propone satisfacer ahora los deseos de cambio que reclaman los cántabros. "¿Desde cuándo ha cambiado el PP?", se preguntó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de julio de 1995

Más información

  • El candidato popular sólo consiguió ayer el apoyo de su grupo y el de los regionalistas