Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ivima de Leguina intentó adjudicar un local al PSOE madrileño

Para el Instituto de la Vivienda de Madrid (Ivima), dependiente del Gobierno regional socialista de Joaquín Leguina, los partidos políticos son entidades de interés público. Por tanto, pueden beneficiarse de la adjudicación de locales comerciales a precios simbólicos, como ha sucedido con el que ha solicitado la Federación Socialista Madrileña (FSM) en un ensanche de Moratalaz. El PP no opina lo mismo y su oposición a esa adjudicación, en el último Consejo de Administración del Ivima el pasado mes, paralizó este trámite.

El Ivima adjudica anualmente cientos de locales en los edificios que construye, unos a precios de mercado y otros más baratos si el colectivo que lo demanda tiene una función social. Este beneficio nunca se ha aplicado hasta ahora a partidos políticos, a pesar de que el Ivima dispone de 3.204 locales en servicio.

PASA A LA PAGINA 4

El PP rechaza la oferta del PSOE de ceder locales del Ivima a la oposición

VIENE DE LA PÁGINA 1En el Consejo de Administración del Instituto de la Vivienda de Madrid celebrado el pasado 25 de abril, el gerente de este organismo, Miguel Palmero, incluyó en el orden del día la adjudicación de un local de 101 metros cuadrados útiles para la sede social de la agrupación de Moratalaz de la Federación Socialista Madrileña. El local se encuentra en una promocion nueva de parcelas del polígono conocido como Vandel II, un ensanche de ese barrio periférico de Madrid.

El Ivima, "dado el interés público de la citada asociación, su carácter no lucrativo y su falta de recursos económicos", pretendía ceder ese espacio a la FSM en régimen de alquiler, con una renta mensual de 67.793 pesetas, correspondientes al 4% del valor del local, fijado en 20 millones de pesetas.

La posición del PP

El representante del PP en el consejo, Sigfrido Herráez, concejal del Ayuntamiento de Madrid, consideró "impresentable" e "inoportuna" esta adjudicación, por beneficiar a un partido en detrimento de otros colectivos vecinales o sociales. Y también de otros partidos políticos. El PP abona mensualmente alquileres, por este tipo de locales, de entre 120.000 y 130.000 pesetas. Herráez admite que legalmente la adjudicación es posible, pero ya avisó en . el consejo que se opondría.

Herráez interpreta que entonces el propio viceconsejero de Política Territorial, Oswaldo Román, que presidía la reunión, le ofreció al PP beneficiarse también de este tipo de concesiones, alternativa que también rechazó.

El viceconsejero de Política Territorial ofrece otra versión de los hechos: "Se abrió un debate sobre la oportunidad o no de que todos los partidos pudieran acceder a estos locales y yo comenté que en el futuro habría que darles esa posibilidad porque los políticos no tienen por qué sentir ningún complejo de culpabilidad". Román admite que el momento elegido para realizar esta oferta ha podido ser inoportuno, y, por tanto, ha dejado el asunto encima de la mesa para abordarlo en futuros consejos.

La posición del PP en el Consejo de Administración del Ivima es testimonial -sólo tiene dos representantes-, pero su opinión fue tenida en cuenta. El gerente del Ivima, Miguel Palmero, sin embargo, no se arrepiente de su decisión ni acepta que fuera inoportuna: "Yo defiendo la normalidad en la gestión, y, por tanto, al margen del 28 de mayo o de futuros cambios políticos, cuando una entidad me pide una cosa la tramito para ver si es posible concedérsela, y no creo que en este caso haya. habido ningún comportamiento ventajista".

El gerente del Ivima se declara partidario de poner en uso cuantos más locales posibles, por estos mismos métodos, allá donde encuentre problemas para rentabilizarlos en el mercado privado, como es el caso de la zona ofrecida a la FSM en Moratalaz. Dice que tiene allí más de 3.500 metros cuadrados de locales todavía por colocar.

El Ivima ha concedido en los últimos años locales por este mismo sistema a un centenar de colectivos vecinales y sociales.

El mismo día que se abordó la petición de la FSM se adjudicaron otros a entidades como la Asociación de Padres Drogadictos, Cruz Roja, la organización no gubernamental Solidaridad Internacional o una asociación de la tercera edad del barrio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 10 de mayo de 1995

Más información