Veinte minutos de bombardeo causan nueve muertos y 15 heridos en un barrio de Sarajevo

Cinco granadas de mortero, presumiblemente serbias, aterrorizarón en Butmir, un barrio de Sarajevo próximo al aeropuerto, de la peor manera: llevándose la vida de nueve personas y causando heridas a otras 15. Fueron sólo 20 minutos. Se trata del peor ataque desde que fínalizara, el pasado 30 de abril, la frágil tregua de cuatro meses. Los cuerpos de los seis hombres y dos mujeres fueron llevados a la morgue de la ciudad, que linda con el hospital de Kosevo.

Más información
La sospecha del horror en Okucani

El noveno muerto. se quedó en la mesa de operaciones. Los heridos, dos de ellos en grave estado, quedaron ingresados en Kosevo. Las escenas de los peores meses de la guerra. se repitieron. La ciudad de Sarajevo quedó vacía. Eso salvó la vida a más gente, pues, mediada la tarde, otras dos granadas de mortero explosionaron en el centro mismo, en pleno barrio viejo, al lado de la catedral católica. Sólo un hombre resultó herido.Las primeras investigaciones de los expertos de la ONU indican que los proyectiles de Butinir fueron granadas de 120 milímetros disparadas desde posiciones controladas por los serbios.. Según la resolución de la ONU en la que se basó el ultimátum de la OTAN en febrero de 1994, este tipo de armas están prohibidas en un radio de 20 kilómetros desde el centro de la ciudad.

El ataque contra Butmir se produjo poco después de que la Fuerza de Protección de las Naciones Unidas (Unprofor) en Bosnia-Herzegovina retirara su amenaza de reclamar la participación de los aviones de la OTAN contra las posiciones serbias en Bihac, desde donde se bombardea sin piedad a los habitantes, mayoritariamente musulmanes, de este enclave teóricamente protegido por las Naciones Unidas. .

La ONU, en una situación que se ha repetido en cada crisis importante -la última, en abril de 1994 en Gorazde-, negó a la OTAN la posibilidad de lanzar ataques en Bihac, pues, a su juicio, éstos, lejos de arreglar nada, agravarían el conflicto global, sobre todo en un momento en el que los serbios de Krajina han sufrido un grave revés militar en la Eslavonia occidental.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS