Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los arquitectos presentan el proyecto definitivo de la nueva Asamblea regional

Los arquitectos de la Comunidad han dibujado deprisa el proyecto definitivo de la nueva sede de la Asamblea para poder mostrárselo a los diputados regionales antes de las vacaciones parlamentarias. La parcela de Vallecas donde se levantará el edificio -el anterior, proyectado en O'Donnell, recibió el veto municipal- es más pequeña. Consecuencia: se reducen el aparcamiento y el número de salas de reuniones.

Los 101 diputados autonómicos perderán comodidades con el cambio. El edificio proyectado en la calle O'Donnell (distrito de Retiro) tenía un aparcamiento de 9.403 metros cuadrados y 319 plazas. Pero el Ayuntamiento encontró problemas de tráfico y quejas vecinales suficientes para impedir su construcción. El nuevo inmueble de Madrid-Sur (Vallecas) sólo cuenta con 5.888 metros cuadrados para 193 plazas de garaje. Pese a este recorte de espacio, la zona de estacionamiento será muy superior a la existente en el viejo casón de la calle de San Bernardo, con capacidad para 70 automóviles. El nuevo diseño de la Asamblea de Madrid (ver gráfico) tan sólo aprovecha la idea del salón de plenos circular Y encajonado en un cubo trasparente que se elaboró para la finca de O'Donnell. Ese cubo preparado para las actividades parlamentarias se ocultará en un edificio triangular de seis plantas -dos de ellas bajo rasante- con una superficie de 17.000 metros cuadrados.Cara al sur

Ramón Valls, director de proyectos de la consejería de Política Territorial, explicó ayer a los representantes de cada grupo parlamentario en la Mesa de la Asamblea, las características del último boceto de edificio para el nuevo parlamento regional. "Sólo una de las caras del cubo trasparente se podrá ver desde la calle. Pero al estar orientada al sur, tendremos que poner un grisolé para que los diputados no se asen", explicó.

Las medidas de la nueva finca, que el Instituto de la Vivienda de Madrid ha cedido gratuitamente a la Asamblea, permiten mantener la superficie del salón de plenos (380 metros cuadrados), de las cabinas de prensa (27 unidades) y de los bancos de espectadores (para 224 personas, ahora sólo pueden entrar 30). Pero reduce el número de salas de comisiones, de tres a dos; los metros cuadrados de biblioteca: de 186 a 119; y la cafetería: de 285 a271.

Las obras, con un presupuesto de 2.000 millones, se iniciarán en otoño.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 8 de junio de 1994

Más información

  • El traslado a Vallecas obliga a recortar las comodidades del edificio