Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Temadrid, agencia de colocación

El canal autonómico estrena un programa con ofertas y demandas de empleo

Una imagen vale más que mil anuncios por palabras. Lo saben los hombres y mujeres que utilizan, desde el pasado lunes, la ventana electrónica de Telemadrid para pedir y ofrecer empleo y vender sus cualidades profesionales. Esta publicidad personal es gratis. Lo que sí cuesta es vencer el miedo a la cámara. Tele Empleo, de emisión diaria, es una iniciativa del canal madrileño, que no descarta exportarlo a otras autonomías. Los responsables del programa están orgullosos de que sea "el primer servicio de estas características en una televisión pública española".

Suele haber nervios. Incluso llanto. Hasta la gramática falla: "Estoy deseando de trabajar". Pero también surgen espontáneas telegenias: "Hola Madrid. Me llamo Carlos. Los idiomas no son ningún secreto para mí. Tengo experiencias en multinacionales alemanas. La verdad, me considero un diamante en bruto que tiene que ser pulido. Llámenme". Y el joven economista sonríe como un locutor de prime time. Pero esta soltura no es lo habitual. "Pedir públicamente trabajo es duro", reconoce la directora de Tele Empleo, Socorro Rebollo, y confiesa que a veces el equipo tiene casi el mismo nudo en la garganta de quienes se deciden a televisar su mensaje para salir del paro. Pero su atrevimiento tiene la recompensa de que es difundido de lunes a viernes en tres pases diarios de 15 minutos: el principal, a las 13.45 horas.

Incrédulos

Hace poco más de un mes, el equipo de Telemadrid empezó a rastrear protagonistas para el programa tomando como base los anuncios por palabras de la prensa. Al principio, los contactados mostraban sus recelos. "La gente estaba escamada, no se creía que ésto era verdad. Y cuando les hablábamos de filmarles pensaban que era un programa de gastar una broma a los amigos", dice la directora de Tele Empleo."¿No cuesta anunciarse?. No me engañe" oían los rastreadores del programa al otro lado del teléfono, y ellos repetían: "No se preocupe. Es gratis".Reunir el material para el primer programa costó un triunfo, "salimos a antena casi sin red", dice su responsable. Sin embargo, la centralita de Telemadrid está ahora que quema. "Tenemos todos los días 60 o 70 llamadas en espera".

Los empresarios también "se echaron a temblar", pero ahora cooperan gustosos. Además, Telemadrid certifica la veracidad de su oferta filmándoles en la empresa, para que los telespectadores les vean en el lugar de los hechos. A los hombres y mujeres en edad laboral -muchos jóvenes y muchos maduros- que quieren utilizar esta vía del anuncio audiovisual se les cita en un estudio.

María José González se encarga de presentar el programa y de la realización, Pepe Palop. El formato es casi telegráfico, pero cabe mucho: información sobre oferta de empleo público y becas; explicaciones sobre legislación laboral vigente y los tipos de contrato; instrucciones sobre cómo elaborar un currículo o presentarse a una entrevista de trabajo; la sección Búscate la vida, para conocer cómo el personal se las ingenia para salir de la crisis y los momentos estelares, ocupados por El tablón, ofertas y demandas de lo más variopinto.

Aunque la televisión autonómica madrileña se atribuye la paternidad de la idea, hay experiencias similares en la televisión por cable norteamericana. En la televisión francesa hubo un canal monográfico sobre el mundo del empleo y en la televisión suiza de habla francesa, un miniespacio matinal, pero en éste el locutor recita los nombres de los que buscan traba o y de éstos sólo aparece una imagen congelada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de mayo de 1994