Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
REVISTA DE PRENSA

¿Carta blanca para Serbia?

Nueva York

Las conversaciones sobre Bosnia comienzan el miércoles en Londres, pero ya se escucha el canto de la sirena: Bosnia ha muerto; lo único que pueden hacer los negociadores es enterrarla. Serbia ha engullido ya la parte del león del territorio bosnio, dicen los más derrotistas; es demasiado tarde para reparar la brutal agresión. Además, una: intervención armada es demasiado complicada y arriesgada. No hay que creer todos los cuentos sobre vagones sellados y campos de concentración: no existen demasiadas pruebas. Y olvidémonos de la purificación étni.ca que está arrancando a la gente de sus hogares. ( ... ) Estados Unidos y sus aliados no pueden reparar todas las injurias.Todo ello es desleal y falso. Estados Unidos y Europa todavía pueden detener a Serbia volviendo a trazar las fronteras de Bosnia mediante el uso de la fuerza. Y tienen la obligación moral y legal de impedir el genocidio. El Reino Unido ( ... ) está promoviendo flagrantemente una atractiva liquidación. Es cierto que se enviarán alimentos y medicinas a los bosnios asediados, y van a mandar incluso 1.800 soldados, pero se trata de un encubrimiento hipócrita de una política de pacificación. ( ... ) Es inmoral que Washington y sus aliados esperasen tanto para actuar contra el brutal. ataque a Bosnia. Sería imperdonable que ahora permitiesen a Serbia apoderarse de unas ganancias mal obtenidas y que sus dirigentes quedasen impunes.

, 24 de agosto

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 25 de agosto de 1992