Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlamento ruso declara ilegal la cesión de Crimea a Ucrania en 1954

Las dos cámaras del Parlamento ruso, reunidas en sesión conjunta a puerta cerrada, aprobaron ayer una resolución que establece que la cesión de la península de Crimea a Ucrania, efectuada en 1954 por iniciativa de Nikita Jruschov, fue un acto flegal. Esta decisión, apoyada por el 53% de los diputados presentes, crispará aún más las relaciones con Ucrania.

Un vicepresidente del Parlamento de Kiev ya advirtió el miércoles que cualquier toma de postura del legislativo ruso sobre Crimea sería considerada "una injerencia grave en los asuntos internos" de su país, podría "desatar las pasiones" y ser "un detonante que agudizaría el enfrentamiento, con consecuencias impredecibles".Un segundo punto de la resolución establece que, a partir del acuerdo bilateral de 19 de noviembre de 1990 -que entre otras cosas establece el reconocimiento por ambas partes de las fronteras actuales-, deben desarrollarse conversaciones entre Ucrania y Rusia para resolver la cuestión, teniendo en cuenta "la libre voluntad de la población".

El vicepresidente del Parlamento ruso, Serguél Filátov, admitió que la resolución era "dolorosa" para Ucrania y anunció que, para precisar lo aprobado ayer, iba a debatirse hoy una declaración sobre el asunto. Filátov dijo que la decisión de ayer era necesaria por las claras intenciones que muestra Ucrania de salirse de la CEI" (Comunidad de Estados Independientes) y subrayó que para entender el reconocimiento de fronteras recogido en el acuerdo de 1990 debe tenerse en cuenta que ambos países formaban parte entonces de un mismo Estado.

El texto aprobado supone una derrota del Gobierno ruso, cuyo ministro de Asuntos Exteriores, Andréi Kózirev, defendió ante el pleno que la entrega de la península del mar Negro a Ucrania era ciertamente ¡legal, "como otras muchas decisiones tomadas por el partido comunista" e impuestas a las instituciones, pero que no tenía sentido empezar por Crimea. Los partidarios de Yeltsin intentaron que la cámara aprobara una declaración valorando la ilegalidad de la entrega de 1954, pero sin adoptar resolución.

La decisión del Parlamento ruso se produjo después de queel legislativo de la propia Crimea anulara el acta de independencia que aprobó hace dos semanas. Una decisión con la que limaba asperezas con Kiev, pero no de manera definitiva. Los representantes de Crimea no anularon rinalmente la convocatoria de un referéndum sobre reforma constitucional para agosto, sino que pospusieron la decisión, lo que les da un margen para seguir presionando por la obtención de mayor autonomía

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de mayo de 1992

Más información

  • El legislativo de la península anuló el acta de su independencia